La economía de los próximos cuatro meses

Jorge IngaramoLa Presidenta ya anunció los ajustes en las asignaciones, las paritarias están virtualmente cerradas, los asalariados que más consumen van a cobrar sus aumentos y sus aguinaldos poco antes de votar; por consiguiente el consumo puede dinamizar algo la economía del tercer trimestre.

Desde marzo se notan mejoras en la Construcción, el regreso al financiamiento del Tesoro vía deuda en pesos o en dólares, con rendimientos muy atractivos para inversores, bancos y ANSES y una política de expansión monetaria que, si bien tiene como destinatario el consumo, acepta como otros probables destinos el financiamiento del déficit público vía Bonos comprados por bancos (obtienen pingües utilidades tomando pesos al 20% y prestándoselos al 27% al Tesoro).

En el último año aumentaron las Reservas MU$S 5.000. Desde los chinos, se tranquilizó el Dólar blue, con reducción de las brechas cambiarias y activa intervención del Banco Central. El Dólar para enero de 2016, costó en promedio, en marzo pasado, $ 11,75 y el viernes pasado cerró a $ 10,22; es decir un 13% menos.

Lo que podría cambiar en materia monetaria y fiscal, ya que la política cambiaria parece ser relativamente estable, ya cambió en las últimas semanas: hubo un claro aumento de la Base Monetaria que, afortunadamente para el oficialismo, se trasladó a la demanda de pesos. Unos pocos indicadores nos dan una medida de la “continuidad” monetaria hasta, probablemente, el 25 de octubre. Así, los principales indicadores tuvieron, al 12 de junio, la siguiente evolución en lo que va del año e interanual:

– La Base Monetaria creció 8,5% y 33,1%. El circulante lo hizo el 4,8% hasta el 12 de junio y el 35,4% i.a.

– Los depósitos totales crecieron 6,6 y 29,4% mientras que los plazos fijos del sector privado lo hicieron al 29,7 y 38,9%, respectivamente. Quiere decir que bajó sustantivamente la velocidad de circulación del Peso y la calma cambiaria permitió una mayor disponibilidad de liquidez bancaria, tanto para asistir al Tesoro como para incrementar los préstamos al sector privado (7,8% en algo más de cinco meses y 26,8% interanual).

– Una demostración de la menor velocidad de circulación la da, en lo que va del año, la comparación de las variaciones del M1, M2 y M3 ampliado, que son negativas en los dos primeros casos (3,3 y 1,9%) y positivas en el último (7,2%, magnitud que puede compararse con los préstamos al sector privado que subieron 7,8%).

– Las LEBACs, como porcentaje de la Base Monetaria, que representaban el 46,4% hace un año, subieron hasta el 69% , -cuando el Banco Central comenzó a cederle espacio al financiamiento, vía Bonos, del Tesoro- y hoy, están virtualmente congeladas, desde hace más de 30 días y representan el 64,4% de la Base aumentada.

– Como la liquidación de divisas se ha vuelto más fluida, no ha habido demasiado espacio para que los mercados “votaran en contra” de la fórmula que incluye a Zannini, pese a que desde que se conoció esta decisión, claramente hay mayor demanda de dólares. No creemos que la sangre llegue al río, ya que el sistema financiero y la CIARA (los aceiteros), se habrán resignado a partir de hoy lunes, a que “esto es lo que hay”.

CONCLUSIONES

– Hasta donde se sabe, la Presidenta y su Ministro estrella no jugarían en el nuevo gobierno. No les convendría que éste no tenga personalidad propia y, menos aún, contribuir activamente a que carezca de la misma (sería un riesgo que conviene transferir, junto con el bastón).

– Uno puede distinguir una economía que juega a favor del oficialismo hasta el 25 de octubre; un período de transición consensuada entre el equipo del futuro Presidente (si es que éste fuera Scioli) y la administración actual; y la fase inicial del nuevo gobierno, donde se debería demostrar personalidad propia, capacidad de logros y resistencia a la tenaz vigilancia que pudiere imponerle el post-kirchnerismo, desde las cámaras legislativas o participando, tal vez marginalmente, de la gestión ejecutiva.

– No debería haber graves inconvenientes, producidos desde la economía, toda vez que el círculo rojo comprendió que “esto es lo que hay”.

Lic. Jorge Ingaramo

RC & Asociados

5 comments for “La economía de los próximos cuatro meses

  1. Rodolfopepe
    24/06/2015 at 10:53 AM

    Lees esta nota y despues la de Griesa, y no sabes quien dice la verdad. Ponganse de acuerdo. Esta todo bien o todo mal?

    • Javierferrero
      24/06/2015 at 11:03 AM

      Estimado Rodolfopepe

      En el proximo articulo Ingaramo le explica por qué no sucedieron las cosas como habia dicho

      Ya lo ha hecho varias veces

  2. ROBERTO DANSEY
    24/06/2015 at 11:14 AM

    LOS BANCOS DUEÑOS DE LAS CADENAS DE ELECTRÓNICA Y ELECTRODOMÉSTICOS YA ESTAN ESTUDIANDO LA POSIBLIDAD DE DAR 24 CUOTAS

  3. LO QUE VIENE , LO QUE VIENE...
    24/06/2015 at 12:10 PM

    Hiperinflacion

    Mas Recesion

    Mas Devaluacion

    Mas Ajuste

    Remarcacion de Precios

    Aumento de las Naftas

    Mas Emision

    Reservas del BCRA = cero

    Estallidos sociales en las perferias de los Centros Urbanos

    Malestar , Acuartelamiento y Huelgas de las Policias Provinciales.

    Auto-atentados K , para victimizarse.

    Estalla todo en Julio / Agosto.

  4. Ironics
    24/06/2015 at 11:54 PM

    Ya se nota la baja de ventas.

    Ya empezaron los despidos, que siempre comienzan en las grandes empresas, luego sigue las medianas y por ultimo las pymes.

    La financiacion esta sostenidad en el hecho de la gran rentabilidad, que da el cobro de intereses usurarios, disimulados en los precios de lista.

    Ingaramo, si hoy quisieran voltear a este gobierno, con que se junten dos o tres bancos y empiecen a comprar dolares, este se va a 20 pesos y el gobierno se va al carajo. No lo dude !!

    Hay 800.000 millones de pesos en circulacion, parte de ellos capturados en bonos con rentabilidad de 30 % anual, volvio el deficit cuasi fiscal a hacerse presente con fuerza, estamos a 7 puntos de deficit del Estado con del PBI.

    Es un misterio como todavia no explota esta situacion, lagente vive anestesiada ?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *