Manos a la obra…

Llama la atención la casi demagógica declaración del nombrado ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, que “aseguró que no habrá ajuste (palabra tabú para el populismo) fiscal, pero que ‘se empezará a mirar finito’ (sic) el gasto público y se buscará reducir el déficit del 4,2%… a partir de los fondos provenientes del blanqueo de capitales (80 mil millones de pesos)”. Lo que debe considerar es que el país no soporta tan exorbitante gasto público, como el actual, no es procedente aplicar ese caudal de recursos del blanqueo para tapar el agujero sin fondo del déficit, que como se sabe, aumentó el dispendio por el incremento de subsidios por seguridad social, y no poder reducirlos en los servicios energéticos por el inédito e inconsulto freno de la Corte Suprema. Habría que encarar una reforma tributaria, en el marco de las del Estado y legislación laboral, para bajar la presión fiscal superior al 32% del producto (PBI), inédita y superior a las de las naciones latinoamericanas, para así aumentar la competitividad de nuestros productos, frente a nuestros competidores, como es el caso de Chile. Se deberá eliminar todo impuesto distorsivo, como el impuesto a los débitos bancarios, reducir el IVA del 21%, que cuando se creó se eliminaría el impuesto a los Ingresos Brutos, cosa que no sucedió, disminuir los impuestos internos, que gravan la producción -patente es el caso de los automotores-, a fin de adecuar la producción de nuestros bienes y servicios a valores internacionales.

Lo cual, implicaría disminuir el “costo argentino”, que torna a nuestros productos “incolocables” en el exterior, ya que nadie importa impuestos.

Una vez regularizado el exorbitante dispendio público, con reducción de la presión fiscal y el déficit, que -repito- es inapropiado absorber los 80 mil millones del blanqueo de capitales, o endeudarse -como se está haciendo- externamente para financiarlos, en vez de eliminar todo gasto suntuoso o superfluo, y una vez con las cuentas públicas en orden, sería una buena señal a los inversores que están en la expectativa para arriesgar sus capitales en nuestro país, pero no lo harán con semejante presión fiscal, inflación, carencia de reglas de juego claras y permanentes y de seguridad jurídica, y así reactivar nuestra economía, saliendo de la estanflación -recesión y alta inflación- y con un plan económico a mediano y largo plazo, que nadie menta en el Gobierno, y podamos ver a la Argentina creciendo y desarrollando, con productos de buena calidad y precios competitivos, mayor exportación, mejoría del salario real y fortalecimiento del poder adquisitivo salarial, y la reducción de la desocupación y la pobreza, como también de la sedicente economía de demanda (consumismo), con los resultados que están a la vista.

Le digo a Dujovne y demás economistas en el Gobierno: manos a la obra con un plan económico a mediano y largo plazo.

Alfredo Nobre Leite

marimba37@outlook.com

Share

6 comments for “Manos a la obra…

  1. Juan Manuel Otero
    01/01/2017 at 4:15 PM

    ¿Manos a la obra? Creo que ya han comenzado regalándoles las Obras Sociales a los piqueteros (¿?) con dineros públicos que tanto nos sobran y dejando en sus propias manos determinar quiénes serán aceptados. Claro y viejo modo de que los punteros tengan en un puño a humildes seguidores. ¿No entiendo? en Jujuy la justicia está por todos los medios de condenar a Milagro Masa, entre otras cosas, por los crueles métodos clientelistas, y el gobierno nacional parece que copió sus métodos…..
    Así vamos a la ruina.

  2. AGE
    01/01/2017 at 6:35 PM

    Prat gay ya había avisado en USA y Wall Street que se iba en Enero. Se fúe lo mejor de economía para no quedar pegado en el desastre que estamos transitando. Al contrario Sturzennegger y el resto son los que siguen con la exfoliación de la Argentina, especialmente con medidas para quitar el efectivo a las personas.
    Todo a contramano del endeudamiento en que nos vuelven a hundir.

  3. LACHO
    02/01/2017 at 12:32 AM

    Buenìsimo lo del PRO puro. Ministro Radical. Directo a la Lona. NO es culpa del PRO el desastre que se avecina. COMPLETITO en su CURRICULUM VITAE. Amén de que el partìcipe necesario fué PEÑA.

  4. Alfredo Nobre Leite
    02/01/2017 at 2:04 PM

    Gracias por los comentarios.
    ALFREDO NOBRE LEITE

  5. Pepe
    02/01/2017 at 4:09 PM

    Buen análisis de la triste realidad que seguimos transitando, sin ver aún la luz al final del tunel. Una oportunidad perdida para el pais de poder salir adelante. En realidad de lo que he leido, saque la siguiente conclusión. Al sr. Dujovne, Peña lo contrató, no tanto por los mèritos profesionales, sino porque tiene posible linea telefonica con Trump. Tristisimo el accionar de los Geos que están dirigiendo los destinos de la ARgentina. Dios nos mande un milagro, no hay otra.

  6. AGE
    02/01/2017 at 11:20 PM

    En éste mes vencen 300 mil millones de pesos de lebacs, La espada de Damocles para el dólar, no hay forma de evitar el sablazo, el tema es cuando, pero cada vez más cerca.
    Con Duhalde y todo se acerca otro 2001/02.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *