De la interna Menem-Cafiero al balotaje Scioli-Massa

LA-SCIOLI-Y-MASSA

En julio de 1988, el peronismo dio su última gran discusión; fue en la interna presidencial entre Carlos Menem y Antonio Cafiero, ya pasaron 27 años y hoy con el peronismo en una situación muy particular, los peronistas podremos reeditar algo similar, porque en noviembre, en el balotaje, tendremos la oportunidad de elegir no sólo quién será el presidente de todos los argentinos sino también algo que nos debemos los peronistas, dejar con los personalismos y que el peronismo vuelva a ser un partido unido, planteando políticas de Estado y soluciones al futuro, como los grandes partidos del mundo.

Tras la muerte de Juan Carlos “Chueco” Mazzón, histórico operador peronista, el periodista Jorge Asís, citó dos frases del mendocino que encajan perfectamente en esta coyuntura. Asís cuenta que en una reunión Mazzón les dijo a Oscar Parrilli y a Carlos Zannini “ustedes trabajan para Macri, yo para el peronismo”. Y la otra, cuando Mazzón visualizaba que el cristinismo podía ungir a Florencio Randazzo en vez de a Daniel Scioli, dijo “voy a unir a Scioli con Massa y que se vaya a la mierda el kirchnerismo”, situación que le costó el cargo pero que también dejó a Scioli como el candidato de Cristina y todo el kirchnerismo, pero hay una asignatura pendiente, discutir el peronismo que viene, reconstruir desde las ruinas que dejó el kirchnerismo.

El tercero de este juego presidencial, es Mauricio Macri, un potencial candidato, pero su encerrona discursiva en el relato antiperonista, controlado psicológica y mediáticamente por Lilita Carrió y el grupo Clarín, complicó sus chances. A esto hay que sumarle que el radicalismo, con Ernesto Sanz a la cabeza, está en rebeldía ya que se quedaron afuera de todas las negociaciones y hoy, más que colaborar con Macri parecen fraccionar sus intenciones y tener preferencias, por ejemplo, con Margarita Stolbizer, como me contó un amigo de “Franja”.

Más allá de esto es evidente que no fue casualidad que todo el aparato comunicacional, oficial y privado, intentará poner en carrera sólo a Scioli y a Macri, en definitiva responden a intereses parecidos. La gente no quiere cambios bruscos, hay que terminar con ciertas maniobras y continuar lo que está bien y por eso Massa y De la Sota tuvieron más del 20% de los votos y con esto se convirtieron en una alternativa tentadora para muchos “compañeros”.

Ante el complejo futuro de Macri, el peronismo volverá a determinar el país que quiere, porque es un partido de poder y de responsabilidad, que si bien pasó por el menemismo, duhaldismo y el kirchnerismo, es hora de que se defina por si mismo y junto con el presidente de la Nación, que lo elegimos todos los argentinos, los peronistas elegiremos el peronismo que queremos y que mucho no conocimos, el peronismo de las ideas y de los proyectos, el de dirigentes peronistas que eran cuadros formados y no parientes o amigos de alguien cercano al poder y que por eso ocupaban lugares preponderantes no sólo en el gobierno sino también en el Consejo Nacional.

Entonces con Scioli y todo su aparato primero en las encuestas, Macri amesetado, tocando su techo y Massa con el impulso de una buena elección, puede que la segunda vuelta nos encuentre definiendo el futuro del país y a los peronistas, el peronismo que viene.

Sólo del peronismo puede salir alguien para conducir el país en estos momentos y siguiendo lo que nos enseñó Perón, después de la Patria hay que organizar el movimiento peronista, como una usina generadora de dirigentes y funcionarios, no voraces cuentrapropistas que, como dice un compañero, con la primera caja cambian de auto, de mujer y hasta de ideología. Después estamos los hombres, algunos creemos que tiene que ser Sergio Massa, por una cuestión generacional y porque Scioli nos genera desconfianza, por su discurso facilista y por haberse dejado manosear durante doce años.

Los compañeros que lo vivieron dicen que hubo un antes y después en el peronismo tras al interna entre Carlos Menem y Antonio Cafiero, desde ese momento nunca pudimos elegir los destinos de nuestro partido, así que esperemos que este balotaje encuentre a Scioli y a Massa definiendo los destinos del país y a partir de ahí la reorganización del Movimiento Peronista, este en mi deseo, como joven y militante del peronismo.

Leo Anzalone

Dirigente de Peronismo Para Todos – Universidad Para Todos

Twitter: @leoanzalone – @peronismoptodos

leonardoanzalone@peronismoparatodos.net

www.facebook.com/peronismo.paratodos

Share

3 comments for “De la interna Menem-Cafiero al balotaje Scioli-Massa

  1. LALO
    19/08/2015 at 2:02 PM

    ESTE COMENTARIO ES MUY INTELIGENTE…!!! PERO SE OLVIDA DE ADOLFO RODRIGUEZ SAA , QUE NO VA SER UN CONVIDADO DE PIEDRA Y SERA EL QUE DARÁ VUELTA LA ELECCIÓN EN LA SEGUNDA VUELTA…!!! Y ENTONCES; SI EL PERONISMO ESTA UNIDO Y ORGANIZADO DE VERDAD…!!! Y TODOS LOS TRAIDORES DE LA PATRIA TENDRÁN QUE PAGAR HASTA LA ULTIMA GOTA DE SANGRE QUE LE SACARON AL PUEBLO ARGENTINO …!! Y SERA JUSTICIA…!!!

  2. LALO
    19/08/2015 at 8:28 PM

    Y A LO DIJE MUCHAS VECES EN ESTE FORO …, SCIOLI Y MACRI NUNCA SERÁN PRESIDENTES DE LA ARGENTINA…!!! Y EL PUEBLO NO SE EQUIVOCARA EN OCTUBRE Y HABRÁ UNA GRAN LIMPIEZA EN NUESTRA QUERIDA ARGENTINA…!! Y SERA JUSTICIA…!!!

  3. creatiko
    20/08/2015 at 3:03 PM

    ya hace 70 años que estan los peronistas, y cada vez vamos peor. Probemos con otra cosa che…..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *