Éxito, el obligado camino de Alberto

El tétrico y oscuro pozo de la desesperación popular donde estamos sumergidos, nos obliga a mirar hacia arriba, soñar con el sol del bienestar y desear resueltamente trepar la cuesta para vivir con la dignidad que merecemos. No hay salida sin esfuerzo grupal, sin trabajo colectivo, sin consensos obligados a construir triunfos económicos. No hay vueltas posibles, sólo nos queda el recto proceder, el camino de las acciones patrióticas y solidarias. El campo del triunfo o la gente que lamentablemente está obligada a protestar, como está sucediendo en países hermanos.

La angustiante situación económica de la Nación deja a millones de argentinos al borde de la extrema desesperación. La clase humilde sufre por necesidades básicas, mientras que un buen número de habitantes perteneciente a la golpeada clase media se ven al borde del abismo económico.

Macri, obstinadamente reitera que “dejó las bases para el desarrollo”. En realidad, con 50 pymes que cerraban sus puertas por día y con cientos de miles de desocupados, en el marco de un índice de situación que lacerantemente indica un 40% de pobres, las afirmaciones de Mauricio son temerarias por decir lo menos.

Muchos piensan que el jefe de las huestes amarillas sembró sal en el árido desierto de la economía nacional; que en verdad asesinó cruelmente y por la espalda los sueños de progreso de los honestos emprendedores argentinos.

Los juegos del cósmico destino colocaron a Alberto Fernández en el centro de la escena, lo señalaron como el artífice de un tiempo de progreso y bienestar para nuestra sociedad. Si bien es enorme la esperanza en las medidas que el flamante presidente pueda tomar a partir del 10 de diciembre, también es cierto que la paciencia que Macri agotó presiona a Alberto en forma directa y acuciante. Estas singulares coordenadas sociales obligan al presidente Alberto Fernández a tener éxito en sus medidas de gobierno. En el seno de una Latinoamérica convulsionada por violentas protestas, el margen de error de Alberto es muy pequeño, casi exiguo.

Alberto comenzó a probar “la soledad del poder”. Repasa sus días de gloria junto a Néstor y evoca episodios pasados con espíritu de aprendizaje. Mucha tela para cortar obtuvo de su reunión con Eduardo Duhalde. También ensayó la camaradería con Ricardo Alfonsín, un político honesto de gran envergadura ética. El sendero del consenso está siendo transitado con firmeza y delicadez a la vez.

La buena noticia de que Marcos Lavagna será funcionario de Alberto sigue sumando aire fresco a un gobierno que promete conjugar consensos desde el minuto cero.

Otra señal superlativa para destacar es la loable actitud de Fernández de no fomentar “Albertismo”. Bien lo señala el señor presidente cuando afirma: “No deseo ser un gran presidente, más bien ser el presidente de un gran país”. Cuando el monstruoso ego de las personales ambiciones es subyugado por el Bien Común, las posibilidades de triunfo se potencian infinitamente.

El éxito como único camino posible a transitar. El abismo se encuentra a nuestras espaldas. No hay margen de retroceso en el hemisferio del egoísmo y la mala praxis. Sólo aciertos son los requisitos exigidos por una población cansada de esperar, pero que aún mantiene intacta su vocación de paz y concordia.

Máximo Luppino

Share

6 comments for “Éxito, el obligado camino de Alberto

  1. Ruperto
    01/12/2019 at 3:53 PM

    Subiendo impuestos, extrangulando exportaciones, dandole a la maquinita, vamos camino a Venezuela. En economia siempre se puede estar peor. EXPROPIESE !!!

  2. .-.
    01/12/2019 at 5:20 PM

    EXITO, LEDESMA O RIVADAVIA.

  3. JOSÉ de VILLADEMOROS
    02/12/2019 at 12:34 PM

    Si el éxito fuera una cuestión de voluntad y no de sapiencia, estaríamos salvados hace tiempo, pero en verdad, los hacedores de pobres- todos los políticos que estuvieron en función desde 1983 hasta hoy- no descansarán hasta que el porcentaje exceda un 80%, para así poder decir, junto al papa: “Bienaventurado los pobres…”.
    Es cierto que Macri, un compendio de buenas acciones e ineptitud, posibilitó la destrucción de un buen números de Pymes, pero no fue solo él, fue la falta de una legislación laboral moderna, fue la excesiva cantidad de exacciones impositivas y una INFAME ACTITUD SINDICAL que condena a aquel que quiere desarrollar industrias.
    Hablar de que solo el éxito es el camino es una estupidez memorable, tan inane como la frase del “Narcobañero” cuando dijo que estábamos condenados al éxito. Hablar de éxitos en la administración FERNÁNDEZ de KIRCHNER, sin conocer los lineamientos del plan económico de ellos, es tan escasamente razonable como ir a cazar rinocerontes sin una escopeta.
    Finalmente, decir loas de un deficiente mental como es “Ricardito” como si fuera una luminaria de la política me huele a joda, o a que fue el mismo “Ricardito” quien escribió este artículo.

    • Ruperto
      02/12/2019 at 7:15 PM

      Ricardito Alfonsin piensa y expresa lo de todos los radicales, seria kichnerismo decente en el mejor de los casos. Raul Alfonsin se lamentaba de la desaparicion de la URSS, pero Ricardito ni siquiera la registra. La mas lamentable de las desapariciones, la numero 30.001.

  4. Cesar
    02/12/2019 at 5:02 PM

    Fracaso, el obligado camino de Alberto
    Creo que mas que el éxito lo que le espera a Alberto es el fracaso. Fracaso porque no puede ni tiene las agallas suficientes para imponerse a Cristina y su mafia kirchnerista. No puede gobernar a su vicepresidenta ni a los laderos irracionales de ésta, se evidencia una marioneta al estilo “Pomelo” o “dominado” como dicen los jóvenes de hoy. La clase media media y la media baja mira con recelo el meljulje de corrupción y vandalismo que se viene en las instituciones publicas, y no esta dispuesta a sacrificar su economía y su finanza en la fiesta del despilfarro de recursos en gastos políticos y cancerígenos planes sociales. Este es en sintesis EL FRACASO, COMO CAMINO OBLIGADO DE ALBERTO, FRUTO DEL BOOMERANG DEL KIRCHNERISMO.

    • Ruperto
      02/12/2019 at 7:20 PM

      El fracaso de Albertongo comienza con la corrida cambiaria luego de ganar las pasos.Confirmado por las politicas que ya adelanta, particularmente estrangulacion de exportaciones. Camino a Cuba pasando por Venezuela

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *