La inflación nos devora

“Son los hombres los que atraen con sus locuras infortunios no decretados por el destino”. (La Odisea)

Los políticos, en nuestro país, no han comprendido que la inflación no es una receta para el crecimiento, por lo cual se la aumenta creyendo que se la puede controlar en cualquier momento. Con el fracaso estrepitoso de “Los Fernández”, una vez más, se ve claro que la inflación trae inestabilidad, se aplicó la receta, tantas veces fracasada, de regulación de precios y aumento cuantitativo de la emisión monetaria. El Gobierno se descolocó en la lucha por superar las consecuencias inflacionarias que no se esperaba fueran tan rápidas, no se dedicó a ordenar la economía para desactivar la bomba socio – política que amenazaba con estallar. Ante la crisis, al desligarse de su responsabilidad, se convirtió en prisionero de su propio juego, optó por lo peor, no escuchar, hacer como que no ve y no decir nada al respecto.

La sociedad se va acostumbrando y acomodando a la inflación, los argentinos somos maestros, conocemos bien sus efectos, las empresas y comerciantes aumentan sus precios encarando la devaluación futura, así es como se van perdiendo los valores normales de los bienes y de la moneda que dan estabilidad a las relaciones comerciales, y sobreviene la radicalización del comportamiento adquisitivo de la gente.

Así estamos, los gremios y las organizaciones sociales se han convertido en un factor potencial de la lucha por la distribución, ya no se acepta una continua retención de salarios, se han decidido por una agresiva política salarial. Con la intensificación de los conflictos sociales el Gobierno renunció a su potencia ordenadora, se degradó, para convertirse en un auxiliar de los grupos con poder de presión. La imagen del Presidente y sus declaraciones de estos últimos días, lo confirman, al perder la estabilidad, perdió el Gobierno, ya no podrá aplacar las demandas de quienes eran en un principio sus subordinados, la calle se inundó de demanda monetaria, se puso en peligro de muerte al crecimiento. Se desmayó la ocupación, se distorsionó la dirección de los factores de producción, por lo que también surgieron problemas de estructura. Tantos resbalones, marchitaron la economía de mercado, su marcha regular.

Cuando se pretende estimular el crecimiento mediante inflación, siempre se produce un proceso de desequilibrio que apunta a los responsables de la política económica; el gobierno teme la deflación y se pierde en un laberinto de economía planificada, bienestar, socialismo fiscal, política de dinero barato y plena ocupación, sin considerar la necesaria distinción entre medidas de corto y largo plazo. Está demostrado, suficientemente, en el mundo entero, que esta política frena el desarrollo.

En resumen, la inflación modifica el proceso económico en forma negativa, el comportamiento de los agentes económicos se vuelve imprevisible, un equilibrio estable de lo económico-social no es posible, se falsifican las relaciones de precios, no se solucionan los problemas de estructura y se originan nuevos que hacen difícil regresar a la estabilidad.

La inflación es antisocial, acentúa la tendencia a la concentración de patrimonios e implica la explotación de la ignorancia ya que complica de manera distinta a la gente: el acreedor obtiene un beneficio cuando el contrato contiene una clausula de ajuste inflacionario, y afecta negativamente a quienes viven de un sueldo. Los ahorristas sufren al reducirse su patrimonio, actúa como un impuesto adicional para los sectores económico y socialmente débiles.; para huir de sus consecuencias, quienes se refugian en los bienes reales, originan recesión en el mercado y con ello precios altísimos, luchando contra ella, se pierden ideas, tiempo y esfuerzo.

Los continuos pequeños aumentos significan injusticia social siempre hay partes de la población perjudicadas, cuesta creer que gobiernos que se dicen preocupados por los más débiles no quieran tomar medidas, aunque sean impopulares, para mejorar su condición y prefieran aumentar la pobreza. No se dan cuenta que generarla es un error de cálculo político: al peligro de una inflación imparable, se suma la progresión impositiva, las perdidas en el capital ahorrado, incremento de las cargas sociales, generalmente un proceso económico-financiero de ahorro obligado sobre la base de reales aumentos impositivos.

En el sector empresario, la inflación destruye los principios económicos fundamentales de la economía de mercado. Se impide el principio regulador e incitador de la competencia y de la eficiencia. El Gobierno se sustrae de la responsabilidad político-económica, descarga su carga en forma de impuestos sobre la gente; convierte a los ciudadanos en súbditos, provoca un proceso de progresiva tutela y un estrechamiento de la libertad individual. Todos aspiran a su protección contra la inflación, se acentúa la lucha por la distribución y crecen los conflictos sociales, el clamor por la ayuda estatal es casi paradójico ya que son quienes gobiernan quienes provocan el brote inflacionario, por fomentar y tolerar la situación.

Hace décadas que se han manejado terapias que evidencian miopía económica, social, y política, no se combate la depreciación monetaria en sus inicios, sino que se la intenta ajustar posteriormente, no hay una receta eficiente sino pura curandería económica, medidas de corto plazo que la aceleran. La causa de la inflación, no se elimina, se disimula, se reemplaza, economía de mercado, por economía estatal, cada control, genera una cadena de ulteriores intervenciones; con el fin de asegurarlos requiere congelación de salarios y dividendos, así como intervenciones en el comercio internacional. La oferta se vuelve peor y se reduce la calidad de los productos y servicios y con la disminución de la competencia aumenta el desequilibrio, tanto más porque los controles son costosos, pero no exitosos, son un medio para hacer creer a la gente que la inflación no es tal, se tornan ilusorios, porque se aumentan los precios antes de ser decretada la medida, y por el aumento de la demanda cuanto se levanta.

El gobierno, al que le toque poner las cosas en orden, para volver a la normalidad, deberá apelar, no a medidas aisladas, sino combinadas, tendrá que cumplir con una tarea esencial: imponer las condiciones previas para el crecimiento económico del mercado, hacer las reformas estructurales necesarias y reglas que lo estimulen y conserven, sobre todo que garanticen la funcionalidad del comercio. Deberá ganar más libertad de acción frente a los grupos de presión, dar un golpe contra la mentalidad inflacionaria, poder inducir a los grupos económicos, en caso de participar del esfuerzo, a una conducta estabilizadora mediante prácticas de política coyuntural. Será un deber, además de bajar el gasto público, controlar a los sectores que favorecen la inflación, activando la política que genere competencia.

En cuanto a los gremios, son necesarios, pero sus actos, en Argentina, no son imparciales ni a priori favorable al mercado, por ello, solo cuando los económicamente responsables, combatan eficazmente la mentalidad inflacionaria, podrá operarse de manera que los gremios y empresarios vuelvan a amoldarse a las realidades económicas y políticas. Se va a necesitar del apoyo estatal, que en cierta medida garantice que la estabilidad no solo podrá ser recuperada, sino también, mantenida.

No hay que cansarse de repetir que las políticas dirigistas, estatistas, e intervencionistas, suponen siempre lo mismo que el totalitarismo, un avance arrollador del Estado sobre la sociedad civil en todos sus aspectos, siendo siempre un castigo para la economía de mercado, para los empresarios capitalistas, salvo para los amigos del Gobierno. De que la sociedad lo comprenda, depende un cambio bienhechor.

Elena Valero Narváez

Miembro de Número de la Academia Argentina de la Historia

Miembro del Instituto de Economía de la Academia de Ciencias. Morales y Políticas

Premio a la Libertad 2013 (Fundación Atlas)

Autora de “El Crepúsculo Argentino” (Ed. Lumiere, 2006)

Share
Subscribe
Notify of
guest

5 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
ARGUENZUELA
ARGUENZUELA
6 days ago

SEGUN LA LEY DE DEFENSA DEL CONSUMIDOR 24240 VAN A VIOLAR ENTRE OTROS, EL ARTICULO 31 DE LA MISMA. POR LO QUE LOS AUMENTOS SERAN INCONSTITUCIONALES.
Ley de defensa del consumidor NacionalArtículo 31.Cuando una empresa de servicio público domiciliario con variaciones regulares estacionales facture en un período consumos que exceden en un SETENTA Y CINCO POR CIENTO (75%) el promedio de los consumos correspondientes al mismo período de los DOS (2) años anteriores se presume que existe error en la facturación.
Para el caso de servicios de consumos no estacionales se tomará en cuenta el consumo promedio de los últimos DOCE (12) meses anteriores a la facturación. En ambos casos, el usuario abonará únicamente el valor de dicho consumo promedio.
http://www.lanacion.com.ar/economia/tarifas-de-luz-y-gas-el-incremento-alcanzara-tambien-a-los-usuarios-que-pidieron-mantener-los-nid04082022/
La Secretaría de Energía ya definió el costo pleno del gas y la electricidad para los usuarios que no reciben subsidios. En gas, este número pasó de US$2,1 el millón de BTU (medida inglesa que se utiliza en el sector) a US$5,7. Si bien se trata de una suba de 167%, como el valor del gas es solo un componente dentro del costo total del servicio (que incluye también distribución, transporte e impuestos en la factura), el incremento final es de 85%, según los cálculos de Arceo. Por ejemplo, una boleta de Metrogas con un consumo residencial promedio de 711 m3 anuales, de acuerdo al cuadro tarifario vigente en agosto, pasará de $1671 a $3089.
En electricidad, por su parte, el costo pleno de la generación aumentó de US$22,3 el MWh a US$100,4. Esto implica un incremento de 350% en el precio abonado por el segmento residencial, que al considerar también los costos de transporte, distribución e impuestos dentro de la boleta, implica una suba final promedio de 196%. En el AMBA, como el costo de distribución representa una proporción menor del valor final de las facturas que en el resto del país, el aumento de tarifas sería mayor. Por ejemplo, para un usuario del AMBA con un consumo promedio de 250 kwh por mes, de acuerdo al cuadro tarifario vigente en agosto, la factura de luz pasará de $1598 a $4733, según el informe de Economía & Energía.

Doc. Marañon
Doc. Marañon
6 days ago

Clap,clap clap…….

ARGUENZUELA
ARGUENZUELA
5 days ago

EL DOLAR LIBRE ACABA DE CERRAR A 293, ES CLARO QUE ESTAN VENDIENDO EL DINERO DE LOS ENCAJES (O SEA LA GARANTIA DE PAGO PARA EL CASO QUE VAYAN TODOS LOS AHORRISTAS A RETIRAR SUS DEPOSITOS). SI LOS AHORRISTAS VAN A BUSCARLOS EN MASA /, PAFATE SE CAE LA ESTAFA PONZI.

EL CENTRAL VENDIO DESDE EL JUEVES PASADO,ALREDEDOR DE 810 MILLONES PARA PARAR LA CORRIDA. HOY SOLO 5/8/22 ALREDEDOR DE 100 MILLONES.
ESOS NO SE COMPRAN MAS.

EL DOLAR ES EL VERDUGO Y A SU VEZ EL ARMA DE CRIS.SUS FINANCISTAS POR LAS DUDAS SE CUBRIERON CON DOLAR FUTURO.
SIGUE EL CAMINO HACIA EL PRECIPICIO, SALVO QUE ROMPAN CON CRIS, LA BRUJI.

SINO ELLA SERA LA NUEVA PRESIDENTA. ES ASI DE SENCILLO.

TODOS LOS AMIGOTES, OLFATEAN EL FINAL Y SE ABREN DE GAMBAS…..ESPERAN QUE TENGA «EL MEJOR DE LOS EXITOS»…… ES UNA FORMA ELEGANTE DE DEJARLOS SOLOS ANTE LA BRUJI.

LA VIDA SEGUIRA Y NO QUIEREN QUEDAR SIN COVACHA PARA LO QUE SE AVECINA.

ARGUENZUELA
ARGUENZUELA
5 days ago

TODAS LAS EMPRESAS AMIGAS QUE FINANCIAN A MASA SUBEN UN PROMEDIO DE 13 % DESDE EL ANUNCIO DE AUMENTO DE TARIFAS. SI LA GENTE CONOCIERA LA LEY DE DEFENSA DEL CONSUMIDOR Y LOS DEFENSORES CUMPLIESEN SU FUNCION NO PODRIAN AUMENTAR. ESTA BIEN ACLARADO EN EL ARTICULO 31 DE LA LEY 24440 DE DEFENSA DEL CONSUMIDOR.
Ley de defensa del consumidor NacionalArtículo 31.Cuando una empresa de servicio público domiciliario con variaciones regulares estacionales facture en un período consumos que exceden en un SETENTA Y CINCO POR CIENTO (75%) el promedio de los consumos correspondientes al mismo período de los DOS (2) años anteriores se presume que existe error en la facturación.
Para el caso de servicios de consumos no estacionales se tomará en cuenta el consumo promedio de los últimos DOCE (12) meses anteriores a la facturación. En ambos casos, el usuario abonará únicamente el valor de dicho consumo promedio.
A VER LOS MUERTOS VIVOS DEL FORO QUE DICEN Y LOS MAS PENSANTES TAMBIEN DESPUES NO SE QUEJEN. SE LLEGO HASTA ACA POR COMODOS, COMPLICES Y DISTRAIDOS. SINO CHITO LA BOCA.

ARGUENZUELA
ARGUENZUELA
5 days ago

ALREDEDOR DE 4 MILLONES NO OPTARON Y PAGARAN MINIMO 350% MAS DE LUZ Y GAS Y EL RESTO POR AHORA CUANDO SUPEREN LOS 400 KW DE LUZ Y 500 M3 DE GAS. ESE 30% SERA LA FUERZA DE CHOQUE EN CUANTO CAIGAN EN LA REALIDAD ENGAÑOSA EN LA QUE FLOTABAN, QUE LOS USARON Y SE PONDRAN JUNTO A CRIS DEL LADO QUE TIRAN PIEDRAS.
CLARO QUE LOS AMIGOS FINANCISTAS DEL GRUPO FINANCISTA E IDEOLOGO DEL NUEVO MAZZA SON LOS NUEVOS BENEFICIADOS EN SUS EMPRESAS.
¿CUANTO DURARA EL NUEVO SAQUEO?