¿Usted rompe billetes?

Seguramente usted, estimado lector, no rompe billetes de 1000$ por devaluada que este nuestro papel moneda. A todos nos cuesta ganar nuestro sustento. Pero hay quien desgarra billetes para mostrar su descontento hacia un gobierno. Quizás manifestar malestar para con su propia Nación.

Claro, nos referimos al hermano de Susana Giménez, Patricio Giménez, quien desde la estancia La Mary en Punta del Este, Uruguay, realizó un manifiesto descalificador para con nuestra amada Argentina y en esa grabación rompe un billete de 1000. ¿Sabrá el “gladiador” patricio cuánto esfuerzo lleva ganar 1000$? ¿Comprenderá el señor Giménez que hay compatriotas que comprarían algo de alimento para mitigar sus necesidades con el valor moneda que él desprecia y subestima?

En su dilatada y sacrificada carrera de posible aprendiz de parasito social le es difícil al “guerrero” Patricio valorar los dones que la vida divinamente le ha otorgado. Quizás, al hermano de Susana, le cueste comprender la dimensión insondable de la vida humana. Inclusive, obviamente, la suya propia.

Cuando opinamos, “juzgamos” y vertimos nuestros pensamientos y sentires, no hacemos otra cosa que exhibir el estado espiritual en que nos encontramos. Lo que apreciamos en el exterior es un reflejo de nuestra propia interioridad.

Deseamos de buena fe que Patricio Giménez coloque su sentir a los pies de una noble causa, que produzca fortaleza genuina en sus días. En síntesis, que sea algo más que “el hermano de”…

Lo que sucede, como nos recuerda un viejo amigo, es que: “¡Era tan, pero tan pobre, que sólo tenía dinero! Parece ser el caso de Patricio. Con el agravante de que el dinero que gasta, rompe o quema parce pertenecer a su célebre hermana. Divisas que la actriz y conductora ganó con su trabajo en el país que él aborrece.

El problema no es Patricio Giménez. El tema es preocupante por el sector minúsculo social que él representa.

Imaginamos el rostro sufrido del trabajador que junta monedas para alimentar a sus hijos y ve a un “personaje” que acaricia la fama por portación de familiar romper un billete de 1000$… desde Punta del Este, autoexiliado por su falta de comprensión democrática.

Argentina, cual una madre afectuosa infinita en calidez y generosidad, ama a todos sus hijos. Hasta a los blasfemos que maldicen sus sagradas raíces.

Según el proceder del señor Giménez, parecería darle razón a la histórica mucama de Susana Giménez, Tomasa, quien lo acusó de malos tratos.

Qué bueno sería que Patricio, en vez de romper billetes, los ganara honestamente. Así honraría ese maravilloso precepto que dice: “cada hombre debe producir al menos lo que consume”…

Abrazamos a los hermanos uruguayos y nos disculpamos por algunos compatriotas que parecen no estar capacitados para convivir en comunidad.

¡Patricio, no rompas billetes, más bien produce con esfuerzo propio tus propios bienes y de paso edifica con esfuerzo tu propia identidad!

Máximo Luppino

Share
Subscribe
Notify of
guest
1 Comment
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
Juan
Juan
23 days ago

yo no me considero un boludo como el Patricio Giménez y jamás
rompería un billete de mil. Pero como argentino, me dan tanto
asco esos billetes que los uso para limpiarme el culo. después
mi mujer los mete media hora en lavandina y sale corriendo con
los mil a comprar leche para mis siete changos.