El respeto por sí mismo

Néstor, Cristina y su banda robaron o no robaron en volúmenes oceánicos a los argentinos. Por lo pronto, el que una legión de empresarios, (los más importantes y adinerados del país) se auto incriminen y autoescrachen confesando la comisión de delitos no es algo que pasa todos los días. Dejar de lado la imagen de hombre venerable y presentarse, ante la familia, los amigos, el mundo de los negocios y la posteridad como un corriente “coimero” no es algo que un empresario hace de buena gana. Menos, todavía, si ello implica exponerse a dar con los huesos a la cárcel. La prisión suele ser mucho más dura para aquellos que lo tienen casi todo. Suena insólito y grotesco que los empresarios que declaran acogiéndose a la ley de arrepentidos estén mintiendo y participando de un siniestro plan, urdido entre Bonadío y Macri, para eliminar a Cristina Kirchner de la política y/ o tapar la crisis económica que atraviesa el país. Más aún cuando sus confesiones son congruentes con la otra legión: la de los funcionarios y cómplices arrepentidos. Todos, casi al unísono, señalan a Néstor y Cristinas como los jefes de la asociación ilícita. No hay día en que no aparezca arrepentido y acusado nuevo. La escala del robo no tiene antecedentes en la Argentina y, en América, soló el chavismo-madurismo podría disputarle el título de campeón para luego ir por la corona mundial con algún despotismo asiático. De allí que los que sostienen, alegremente, que los procesamientos judiciales contra Cristina, De Vido y otros sean políticos o cortinas de humo para tapar la crisis, tienen poco de cándidos y mucho de encubridores. Entre estos, la pincelada extravagante la pone la izquierda; ya que, Bonadío, le entrega en bandejala cabeza de la burguesía “cochina” y capitalista y la izquierda inexplicablemente la rechaza y, más aún, atacan al juez ¿Pero no era que estaban contra el capitalismo?¿No es paradójico que Víctor Hugo, Sylvestre, Brancattelli, Moyano, los “Curas Opción por los Pobres” (casi se me escapa, “Opción por los Chorros”) D’Elía, Bonafini, experimenten éste súbito arrebato de amor al empresariado?¿En qué quedamos? Resulta que es Macri es el verdugo de los “cochinos” capitalistas y la izquierda la perdonavidas. Hay que reconocer, nobleza obliga, que este giro copernicano ha requerido, seguramente, el concienzudo y duro entrenamiento de los músculos faciales al que se sometieron periodistas y políticos. De que otra manera sino, podrían mostrarse impertérritos, tipos como Silvestre o Víctor Hugo, cada vez que manifiestan cosas como: “si no aparecen los cuadernos no hay pruebas”; “que robaban, pero, bueno… todos roban”, o “que robaban pero también repartían (lo robado).

El kirchnerismo no anda con chiquitas. Siempre van por todo. No sólo buscan evitar que Cristina y la banda paguen sus atrocidades sino que, además, quieren volver sujetar la sartén por el mango. Recuperar la teta del estado con Cristina presidente en el 2019 es el objeto de toda su prédica. Dicha ambición de impunidad y poder, obviamente, no hace buena a la mediocre gestión de Macri. En un país decadente tal cosa es perfectamente posible. No así, como es obvio, en un país que contara con una masa crítica mínima de gente decente (no mucho más de la se le pidió a Lot). Entregar conscientemente y sin una pistola en la cabeza, la salud y la moral pública, a una ladrona y a su banda sería algo así como un suicidio colectivo. ¿Qué respeto tendría entonces el mundo por los argentinos? Y, peor todavía ¿Qué respeto tendrían los argentinos por sí mismos?

Mauricio Ortín

Share

18 comments for “El respeto por sí mismo

  1. Orejano
    14/09/2018 at 8:19 AM

    El razonamiento del autor sería que el argentino no tiene respeto por sí mismo si decide entregarle el país nuevamente a CFK que es la jefa de la banda -ya volveremos sobre ése punto-; puesto que le país ahora está en manos del hijo de Franco, que es el que realmente lucha contra la corrupción.

    ¡Sublime esfuerzo del intelecto para mejorar la postura del indígena ecuatoriano y del inepto peña braun!

    Nada dice el autor de la vinculación del hijo de franco, de franco, de sus primos y de toda su familia (hasta los hermanos de la vida), en lo negociados de la obra y las prebendas públicas. ¿O el contrabando de SEVEL no cuenta? (teléfono para Schiaretti); ¿o los $ 70K Millones del Correo no cuentan? (laurita alonso, te estamos llamando).

    ¿Es que eso no es corrupción, señor Ortín?

    El sistema de obra pública lo describió muy bien un usuario de éste foro con el nick “mabel”, proviene tal como lo conocemos desde la dictadura militar, y lo perfeccionaron los radicales a partir de Alfonsín. Se creó una oficina privada que es la que hacen los proyectos y los pliegos a medida, y es la que recibe los inputs del cártel de la obra pública sobre cómo debe confeccionarse el pedido para favorecer al /los que ellos previamente ellos determinaron que hará esa obra.

    Puestas así las cosas, tenemos que se ha puesto en funcionamiento un mecanismo, una máquina que funciona con combustible público ($), pero que tiene vida propia, y hasta hoy no ha aparecido ningún presidente ni ministro que haya llegado al poder con la decisión de terminar con esa mafia. Basta ver la denuncia hecha por Tomás Méndez sobre que Iguacel estaba reunido en IECSA viendo que obra le podían dar al que los había denunciado, “para callarlo”.

    La máquina tiene vida propia, y los ocupantes temporales del Estado, es decir, los políticos, son los que validan esa estructura y se quedan con las “coimisiones” que les tocan pro tan loable servicio. Dicho esto, tenemos que Kretina ES la jefa de la banda recaudadora, y su familia la secunda, especialmente en gastar lo que recauda. Sin embargo conviene recordar que no puede haber ninguna banda que robe de esa forma si el sistema de control funciona.

    Entonces, para que la banda de kretina haya robado lo que robó, fue necesario:

    Que existan empresarios multimillonarios que estén dispuestos a dar coimas para recibir obras públicas que muchas veces ni terminan.

    Que existan funcionarios infieles que aprueben el pago de certificados de obra que muchas veces deberían ir a demolición más que a pago y cierre de obra.

    Que existan fiscales que no actúan de oficio ante hechos evidentes de corrupción.

    Que existan jueces que no están dispuestos a hacer su trabajo y pasan más tiempo viendo como sopla el viento político que ordenando medidas de prueba para poder procesar a los ladrones (los de las empresas y los empleados públicos).

    Que existan sindicatos cómplices de las empresas corruptas, que se avienen a hacer la vista gorda a cambio de “la mía”.

    Que existan partidos políticos de oposición que no son tal, sino meros aspirantes a llegar al lugar donde están los que roban, para obtener su parte. En éste punto lo de la izquierda es apoteósico , patéticos personajes que hablan eternamente de la revolución desde puestos de empleado público del mismo Estado que Lenin les dijo que tenían que hacer desaparecer (gauche-caviar, lean El Estado y la Revolución, de Lenin).

    Medios de comunicación, dirigidos por inescrupulosos que sólo buscan la maximización del beneficio, y operados por “pseudoperiodistas” que intentan quedar bien con el poder de turno a cambio de pauta publicitaria (otra vez plata nuestra), es decir que también viven del Estado.

    En resumen, CFK y su consorte eran los capos de una banda delictiva que robó millones y millones de dólares, que eran migajas porcentuales de lo que se llevaron los empresarios. ¿Deberían estar presos?, Definitivamente sí, todos, hasta los directivos de IECSA. Y todos los que están en la lista anterior son cómplices, así qué, para empezar, deben ser indagados.

    El miedo tiene que cambiar de bando, ya no queremos operadores de ningún grupo, solo la verdad y que cada uno pague por sus actos.

    • LACHO
      14/09/2018 at 9:53 AM

      Don Orejano. Resumido y al pié. Concuerdo totalmente con su exposición. Habría que agregar que hoy asistimos al recorrido del mismo camino de los gobiernos anteriores, de la democracia, por supuesto. Eligen sus Procuradores, sus integrantes del Superior Tribunal, a los jueces inducidos, a la contratación estilo “la cámpora”, para llenar de ñoquis las inútiles oficinas estatales, y todos estos componentes con la premisa de “jamás volcar la moral, a los servicios del ciudadano”. Un “timorato ZEN” con acabadas y demostradas exposiciones de su incompetencia, de sus incongruencias accionales, de sus mentiras y estafas y son el tupé de arrogarse idoneidad para timonear un “barco en medio de una tormenta”. Ni siquiera para empleado del servicio metereológico podría servir. Si creen el arrogante imberbe “brujo” de las ovejas y el curandero equeco, que esto es un juego de caza submarina, que se preparen …porque ellos se salvan porque vuelan, pero…la nación quedará destrozada. No sólo son responsables de lo que hacen, sino de lo que no hacen, de lo que no defienden y de lo que callan.
      Periodismo de cepa, quedan pocos … todos tendieron a desviar el paso por el camino que el
      resto de los que tendrán que estar informados, están transitando por sus operaciones.

      • Orejano
        14/09/2018 at 2:30 PM

        Efectivamente, Don Lacho, la nación quedará destruida, sólo que ésta vez hay que evitar que ellos se vayan por los aires. Deben pagar lo que han hecho, incluido el hecho más vil y vendepatria que ha sido llevarse el oro a Londres.

        El miedo tiene que cambiar de bando.
        De los pseudo-periodistas ni hablar, cada vez dan más asco. Escuchar a un tipo como Longobardi y pretender que uno se está informando, es como escuchar a un sacerdote (de cualquier religión) y decir que está aprendiendo ciencia.

        • LACHO
          14/09/2018 at 4:53 PM

          Es cierto. Yo escuchaba mucho esa radio durante el gobierno anterior. Hoy escucho y tomo conciencia de que no puedo esperar que hagan lo mismo. Hoy es como un número teatral para criaturas … que encuentra? payasos. Comenzando por Long, siguiendo por el lastimoso Willy, con los comentarios tan frívolos además de berretas de la chica M.Isabel, aceptable algunas chansas del balcarceño, destacable el nivel del médico dietético, y cuando intervienen los pseudo economistas o los pseudo escritores, éstos que sacan libros sobre terrorismo gerrillero sin haberlo vivido; demuestran que el tiempo y el bolsillo los cambia. Además parecería que se compraron anteojos oscuros para parecer turista. Porque de la realidad no se imponen. Todo para ellos, es fantasía de colores en un mundo nuevo. De Victor Hugo Lanata, no vale la pena ocuparse, ya que bastante tiene él para pensar en como remontar lo perdido.

  2. Hará Kiri
    14/09/2018 at 8:48 AM

    Orégano como siempre CORRECTO.

  3. Hará Kiri
    14/09/2018 at 8:49 AM

    Orejano

  4. Jorge de San Miguel
    14/09/2018 at 12:20 PM

    ¿MACRI PASE LO QUE PASE Y CUESTE LO QUE CUESTE?
    http://www.labotellaalmar.com
    13 de Septiembre del año 2018

  5. epicardio
    14/09/2018 at 4:21 PM

    Lo más duro de abrir es una cabeza cerrada y si no hay hasta ahora quién le devuelva la visión a los ciegos mentales que sólo ven lo que quieren ver sin importarles el resto del sombrío panorama; son los que buscan tapar el bosque con un árbol o el sol con la mano. Ya lo dijeron los romanos hace miles de años: erraren humanus est. y no es lo peor cometer errores, lo más trágico es insistir en los mismos sin tomar conciencia de que tales nos llevaron a la hecatombe que hoy estamos viviendo gracias a la mafia K que durante 12 años y medio nos robó a cuatro mil manos los dineros, las esperanzas, las escuelas, los hospitales, las rutas, la producción nacional, las economías regionales, etc. de todos los argentinos. Se olvidan esos ¿señores? que durante el gobierno de la psicópata (a) la Porota cerraron 4.200 tambos, 9.600 fábricas, 22.000 comercios de todos los rubros, 1.600 industrias también de toda naturaleza y se fueron del país más de un centenar de empresas e inversores. Nada dicen cuando el dólar trepó un 300 % de un día para el otro, y sigue la lista de latrocinios. Pero claro, para tapar todo eso y negar que Lázaro Báez es propietario de 60 estancias en la Patagonia adquiridas en pocos años y otras tantas riquezas acumuladas por el tándem K, sólo por eso hay que atacar al gobierno actual que vive equivocándose o no da pie con bola como se dice vulgarmente.
    Que siga, siga el baile que los muchachos ya tienen arcadas y hasta vomitan sus propias miserias de tanto marearse con esa milonga de protección a los ladrones del siglo. ¡Que Dios y la Patria los condene! y por supuesto, que la Justicia también.

  6. Arturo Humberto
    15/09/2018 at 12:40 PM

    Los bienes más preciados de una Nación son tener: Educación,Salud,Trabajo,Seguridad.
    La sociedad entre delincuentes empresarios y delincuentes gobernantes viene de mucho tiempo atrás y se magnificó en los últimos años. Los periodistas se acomodaron según conveniencia ( y dinero) y operaron para el gobierno de turno o la oposición.
    Dan lástima por la obsecuencia que muestran.Casi no quedan profesionales imparciales.
    Resulta que hoy se discute la candidatura de una ladrona que ya debería estar presa y hasta hace dos meses el presidente Macri “trabajaba” y soñaba para ser reelecto. Están re- fundiendo al país.
    Caímosen al fondo del pozo gracias a toda la lacra (políticos,empresarios,periodistas) y todavía pretenden seguir robando.
    La cárcel es poco para estos defraudadores seriales que usan los fondos de los ciudadanos (impuestos,Anses,lo que venga)a discreción y hasta nos endeudan sin consultar .

    • LACHO
      15/09/2018 at 1:05 PM

      Coincido plenamente con su apreciación de nuestra realidad.

  7. Alberdi y Roca de nuevo
    15/09/2018 at 7:44 PM

    Me parecen tres razonamientos complementarios para redondear una idea cabal y abandonar el clima de agitación y ceguera que los medios y demás beneficiarios del sistema se empeñan en hacer perdurar. Me refiero a los del autor del artículo, el de Orejano y el de Lacho. Muy buenos. Sobre el oro supuestamente enviado a Londres no puedo dejar de relacionarlo con la persecución a todos los que tuvieron a su cargo la represión del terrorismo guerrillero, con la entronización y el ejercicio del poder con la violación flagrante del artículo 18 de la Constitución Nacional de los más conspicuos personeros de esa guerrilla terrorista,- empezando con Raúl Alfonsín y siguiendo con cada uno de sus sucesores -, durante décadas y hasta el día de hoy. Eso con la aquiescencia explícita de los mismos poderes internacionales que actuaron en manifiesta contradicción en las circunstancias anteriormente enunciadas y su connubio con los que ostentan el poder detrás del trono dentro de esta bolsa de gatos, es la gran pregunta para mi. Lo cierto es que vivimos hace décadas sin Estado de Derecho y esa es la única circunstancia que no se denuncia, que se ignora sistemáticamente, y se reafirma como “Política de Estado”, complementándose con la intangibilidad del aumento del gasto público, la prohibición del recorte de ese gasto monstruoso y de los impuestos a la producción, así como la prohibición implícita y explícita de publicar en medios masivos el más mínimo comentario al respecto. Tuvimos un Núremberg tanto o más bárbaro, brutal y grotesco que el original, extendido en el tiempo, el espacio y las personas hasta lo inverosímil, que continúa desarrollándose hoy. Un Núremberg en el que jueces y fiscales violan el principio de irretroactividad de la ley penal más severa, contenido justamente en el mismo tratado que dicen aplicar!!!. Lo que significa que jueces y fiscales violan de modo continuo y gravísimo ese tratado,vdelinquiendo durante todos estos años en contra de servidores públicos que respondieron a la defensa de la ley y el orden constitucional con éxito y en favor de las libertades individuales. No puede pretenderse la superación de unas lacras sin la remoción definitiva de las otras. Creo que hace siete décadas nuestros derechos y libertades son recortados sin interrupcion y no ha de variar la voluntad de los que sostienen y siembran está irracionalidad. Radicales, peronistas, kirchneristas y demás participantes, fueron instrumentos de este recorrido aberrante. Involución y pautas selváticas. Nada más.

  8. Alberdi y Roca de nuevo
    15/09/2018 at 7:55 PM

    Me parecen tres razonamientos complementarios para redondear una idea cabal y abandonar el clima de agitación y ceguera que los medios y demás beneficiarios del sistema se empeñan en hacer perdurar. Me refiero a los del autor del artículo, el de Orejano y el de Lacho. Muy buenos. Sobre el oro supuestamente enviado a Londres no puedo dejar de relacionarlo con la persecución a todos los que tuvieron a su cargo la represión del terrorismo guerrillero, con la entronización y el ejercicio del poder con la violación flagrante del artículo 18 de la Constitución Nacional de los más conspicuos personeros de esa guerrilla terrorista,- empezando con Raúl Alfonsín y siguiendo con cada uno de sus sucesores -, durante décadas y hasta el día de hoy. Eso con la aquiescencia explícita de los mismos poderes internacionales que actuaron en manifiesta contradicción en las circunstancias anteriormente enunciadas y su connubio con los que ostentan el poder detrás del trono dentro de esta bolsa de gatos.Esa es la gran pregunta para mi. Lo cierto es que vivimos hace décadas sin Estado de Derecho y esa es la única circunstancia que no se denuncia, que se ignora sistemáticamente, y se reafirma como “Política de Estado”, complementándose con la intangibilidad del aumento del gasto público, la prohibición del recorte de ese gasto monstruoso y de los impuestos a la producción, así como la prohibición implícita y explícita de publicar en medios masivos el más mínimo comentario al respecto. Tuvimos un Núremberg tanto o más bárbaro, brutal y grotesco que el original, extendido en el tiempo, el espacio y las personas hasta lo inverosímil, que continúa desarrollándose hoy. Un Núremberg en el que jueces y fiscales violan el principio de irretroactividad de la ley penal más severa, contenido justamente en el mismo tratado que dicen aplicar!!!. Lo que significa que jueces y fiscales violan de modo continuo y gravísimo ese tratado, delinquiendo durante todos estos años en contra de servidores públicos que respondieron a la defensa de la ley y el orden constitucional con éxito y en favor de las libertades individuales. No puede pretenderse la superación de unas lacras sin la remoción definitiva de las otras. Creo que hace siete décadas nuestros derechos y libertades son recortados sin interrupcion y no ha de variar la voluntad de los que sostienen y siembran está irracionalidad. Radicales, peronistas, kirchneristas y demás participantes, fueron instrumentos en el cumplimiento de este recorrido aberrante. Involución y pautas selváticas. Nada más.

  9. Orejano
    16/09/2018 at 9:42 AM

    Muy buenos todos los aportes, realmente escribir en éste artículo es como un oasis, viendo en lo que convierten los gusanos y las ratas el artículo principal de éste medio. Y no es casualidad, son bandas de sicarios rentados (por dos bandos), que trabajan a destajo para enlodar todo, porque no aportan nada, su trabajo consiste en impedir que la gente piense.

    Me quedo con algo que considero fundamental del comentario de epicardio, la cantidad de tambos y comercios que han cerrado (vaya a saber cuántos más son ahora…). Un país no puede vivir de la timba financiera, del préstamo eterno, de los focus group y de que la mayoría reciba algún tipo de subvención del Estado; y cuando digo ésto me refiero a los Planes, sí, a los empleados públicos, también; pero no olvido a los empresaurios que pescan en una pescera, los que viven del Estado y los contratos con él mismo. Hay que terminar con éstos últimos primeramente, el resto se acomoda solo, con un poco de tiempo.

    Lo que comenta “Alberdi y Roca de nuevo” me parece muy acertado, y me lleva a aquello de Benjamin Franklin de que: Aquellos que renunciarían a una libertad esencial para comprar un poco de seguridad momentánea, no merecen ni libertad ni seguridad y acabará perdiendo ambas.
    Churchill se los avisó a sus compatriotas con terminos más bélicos, Os dieron a elegir entre el deshonor y la guerra… elegisteis el deshonor, y ahora tendréis la guerra.

    El humano medio está tan anestesiado que lo van cociendo en agua tibia como la rana que se muere porque cuando se da cuenta, que ya no soporta la temperatura, es tarde. Hay hechos de violencia, delitos contra la propiedad, y el Estado recorta las libertades “de los que trabajan”, para el delincuente solo hay “garantías”. Aceptamos como normal que se vea impedida la libre circulación de las personas y los bienes dentro del país, y a nadie le parece mal. Eso incluye desde retenes policiales permanentes, en los que solo se molesta al que está trabajando, peajes y puestos de control que cobran por mantenimiento de rutas que ya están incluido en impuestos anteriores (por ejemplo en le combustible), aduanas internas que cobran impuestos a productos que vienen de otras provincias (caso Córdoba), obligación de pagar impuestos mediante débito, como si la moneda de curso legal hubiera perdido validez, facturación electrónica compulsiva, y un largo rosario.

    Se acepta la pérdida de libertad, porque se cree que se gana seguridad, y ni lo uno ni lo otro. Cuando quieran acordar la AFIP tendrá acceso online al stock de su pyme o industria, y nos obligarán a tener activada la geolocalización en el celular “por nuestra propia seguridad” . Tiempo al tiempo…

    Estamos gobernados por psicópatas, que insisten en seguir viviendo de nosotros, y para ello deben tenernos cada vez más controlados, porque si es por lo que han hecho para solucionar los problemas, ya deberían estar como Ceaucescu o el Duce.

    • LACHO
      16/09/2018 at 10:58 AM

      Creo que Ud., don Orejano, tuvo oportunidad de comprobar que en Misiones, a la entrada por R.N.12, en el Arco, también se implementó desde hace años, una aduana interna. Lo lleva a cabo la D.P.de Rentas. Misiones “la Hermosa”, verdaderamente arrastrada a profundizar pobreza de las manos de pseudo políticos, que dan vergüenza. Pero por lo menos exportamos a la Capital elementos como el Presidente del Pro nacional.

      • Orejano
        16/09/2018 at 11:31 AM

        Exacto, Don Lacho, la recuerdo.

        La base del razonamiento de todos esos vividores: “sacarle” a alguien para poder “tener para repartir”.

        Son empobrecedores consuetudinarios, lo único que merecen es desprecio y castigo.

      • Orejano
        16/09/2018 at 12:04 PM

        Don Lacho, se murió el cacique mediterráneo.

        Murió en su ley;

        En una ruta construida por Odebretch.

        Ruta gestionada por Caminos de las Sierras, empresa que creó para hacer obras públicas sin ningún control, y que solo sirve para cobrar peajes.

        En un accidente con exceso de velocidad que la Policía Caminera que él creo no pudo prevenir, ya que sólo se dedican a cobrar multas por tener las luces apagadas.

        La ambulancia demoró 40 minutos, parte de la excelencia de los servicios de Caminos de las Sierras.

        Esperemos que su muerte sea más fácil de aclarar que la de Norita… (o quizás no…).

        • LACHO
          16/09/2018 at 1:15 PM

          Norita. Si pudiera hoy mirar desde el otro mundo, comprendería en que mundo de vanidades sostenidas por “dinero contaminado” cayó. A todos los que creen que encuentran el camino que otros no vieron, le llega la sinrazón. Córdoba, la Docta, que hermosa, que rica, cuantos tesoros naturales, hoy, se encuentra con una contaminación adictiva en la que la mayoría de los que se arrogan ser aptos para manejar las “herramientas” de la democracia, son participantes. Y Ud. sabe que esa rama “impone”gobiernos y, por lo tanto, maneja gobiernos. Su poder hoy, aunque muchos se hagan los distraídos, ya es inmanejable desde adentro y desde afuera. Mientras …películas…ciencia ficción y fantasías de colores.

          • Orejano
            16/09/2018 at 6:38 PM

            Totalmente de acuerdo con usted. Me preguntaba hoy temprano, si el caso del cacique no tendría similitudes con el gran Nefástor, que al caer la cabeza comienza el declive de las “extremidades” que quedan sin coordinación.

            Algo así como cuando cae preso un capo narco y los demás lúmpenes que ocupaban posiciones menores en la región comienzan a pelear por ocupar el vacío dejado por el jefe…

            El uso de la analogía con el narco es puramente intencional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *