Por Guillermo Cherashny.-

A más de una semana de las PASO, Daniel Scioli, que nunca ataca a nadie, denunció una campaña sucia de CAMBIEMOS desde las redes sociales y especialmente desde el PRO. Y así entró en crisis una vieja amistad, la de Scioli y Mauricio Macri, que data de cerca de 15 años. Tal vez lo que más enervo al gobernador fue el ofrecimiento de ayuda de la Ciudad a las zonas inundadas de la provincia realizada por el gobierno de la Ciudad y la aparición de María Eugenia Vidal con botas altas en Pilar y La Matanza; pero lo tal vez aún más irritante para el sciolismo es que lo que escribimos el domingo pasado.

Magnetto-Scioli en la mira

Los militantes del PRO en Twitter y Facebook les pegan a los periodistas del grupo Clarín para que lo castiguen a Scioli, denunciando que hay un pacto entre Héctor Magnetto y el gobernador. Según creen en el sciolismo, esa prédica constante obligó a los periodistas del grupo a agrandar el error u horror del viaje de gobernador a Italia cuando había zonas de la provincia ya muy inundadas. No sólo los macristas y Elisa Carrió sino también los analistas más serios no entienden cómo Scioli cometió ese tremendo error de calculo sobre el cual hasta el día de hoy sigue dando explicaciones. Pero la contraofensiva del oficialismo que más le duele al macrismo es cuando dicen que el jefe de gobierno quiere un ajuste y una “macridavaluación”. Y que después del escueto triunfo en el ballotage de Capital, Macri abrió el paraguas con su discurso populista y estatista que muchos consideraron un error que no le suma votos ni impedirá que sigan agitando el inconsciente colectivo con la acusación de que el candidato de CAMBIEMOS es un insensible ante las necesidades populares. Pero ahora se vienen casi 70 días en donde el jefe de gobierno será blanco de esa acusación y hay que ver cómo reacciona la sensibilidad popular ante la evidencia de la falta de obras del gobierno provincial para evitar inundaciones. Casi toda la campaña fue así: CFK y Scioli polemizaban con Macri pero tirándose flores y a Massa lo dejaban fuera de la cancha. Pero sobre el final, el líder del Frente Renovador fue más opositor que Macri y difundió sus propuestas sin temor a perder votos. Y ayer lanzó su nueva propuesta de seguridad bajando la imputabilidad a los 14 años y proponiendo un tema tabú como es la participación de las fuerzas armadas en la lucha contra el narcotráfico, que seguro motivará críticas que lo pondrán a Massa en el centro de la atención. Esto mientras refuerza su alianza con José Manuel de la Sota.

Share