Scioli superó a los Kirchner a la hora de rendir cuentas con la justicia

Scioli-como-Nestor-K

El juez Pablo Reale cerró el expediente -sin siquiera ordenar un peritaje contable- en el que se acusaba al gobernador por enriquecimiento ilícito tras declarar 13.6 millones de pesos en bienes. En 2005, el presidenciable declaró un patrimonio negativo de $ 45.273 en el cual todavía no pudo explicar su crecimiento económico.

Bajo circunstancias sospechosas en donde el juez federal ocultó el dictamen realizado a principios de septiembre y luego pidió licencia, el fiscal Paolini no apeló el fallo y, por lo tanto, la causa quedó desestimada.

Años atrás, los Kirchner fueron sobreseídos en tres oportunidades. La primera, en manos del juez federal Julián Ercolini, que dictaminó a favor de los Kirchner en 2004. Luego, Norberto Oyarbide, conocido por su buena relación con el matrimonio presidencial, encajonó otra causa por enriquecimiento ilícito en 2009. Y por último, en 2012 se reabrió la causa que archivó el juez Canicoba Corral en 2008 por falta de pruebas, con el mismo veredicto.

Esto deja entrever no sólo la similitud a la hora de rendir cuentas con la justicia que tiene el principal candidato del FPV con el matrimonio K, sino que la supera estrepitosamente, ya que no se permitió una investigación clara y concreta de la misma.

La desesperación de Daniel Scioli por llegar al 25 de octubre sin cuentas pendientes con la justicia queda en evidencia de la mano de los dudosos procedimientos legales con los cuales se han desempeñado el juez Reale y el fiscal Paolini.

Sebastián Sierra

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *