Política para las Fuerzas Armadas y Derechos Humanos

Más vale tarde que nunca. Después de décadas de autismo generalizado unos pocos políticos (para ser generoso, unos cinco) del oficialismo y uno que otro periodista independiente ha caído en la cuenta de que el país debe tener una política de defensa y que para algo existen las Fuerzas Armadas. Los demás siguen en una nube de gases. Con “bueyes” de esta laya viene arando la Argentina desde 1983 a la fecha. Los resultados están a la vista. El naufragio del submarino ARA San Juan reveló, en consonancia con la tragedia, el grado extremo de indigencia material en el que se encuentra la institución que supo libertar a Chile y al Perú y hundirle la mitad de la flota a Gran Bretaña. Pero, si bien los submarinos, aviones y tanques son importantes para defender la sociedad, los verdaderamente imprescindibles son los hombres. Un ejército no se hace de la noche a la mañana ni con cualquiera que anda por ahí en búsqueda de una ocupación. La tradición, basada en el heroísmo, el honor y el ejemplo de sus combatientes, constituye por lejos el más valioso capital ético de la institución militar. Capital que el Estado tiene el deber de preservar, honrar y cuidar celosamente. El soldado que, dadas las circunstancias, marchará al frente de guerra debe estar convencido de que su sacrificio valdrá la pena y que obtendrá el reconocimiento de la sociedad por la que pelea.

De allí que y sin exagerar un ápice al respecto, opino que desde 1983 en adelante la clase política argentina ha actuado con una irresponsabilidad y una desidia rayana con la traición. Lo mismo se puede decir de instituciones y colectivos como la Iglesia, los empresarios y los sindicatos; quienes asumieron en mayor o menor medida y como verdadero el relato perverso que, de la década del ’70, hicieron los sobrevivientes de ERP y Montoneros. Éste, básicamente, se fundamenta en la doble mentira del “genocidio” y de los 30.000 desaparecidos que niega los actos terroristas de los subversivos. La mentira instalada en los medios y en el discurso de los tres poderes de la Nación y de las provincias, no tardó en establecerse como “lo políticamente correcto”. Para la democracia el rol a desempeñar por los militares es el del “chivo expiatorio perfecto”; los “perejiles” a quienes endilgar sus gestiones (pre/post 24/03/76) ineptas, mediocres y, en el caso del kirchnerismo, ultracorruptas. Los ex terroristas, por su parte, borran de la memoria sus horrendos crímenes presentándose como víctimas. Linda “patriada” esta de destruir a las Fuerzas Armadas y de Seguridad proclamando, urbi et orbi, el intrínseco carácter “genocida” de sus miembros. Esa y no otra fue y es la verdadera y única política para las instituciones militares que se esconde tras el eufemismo de “Política (de Estado) en Derechos Humanos”.

En los ’70 la subversión marxista intentó acabar con las instituciones armadas con el recurso del asesinato y fracasaron; que el estado democrático, al que querían derrocar, haga ahora el trabajo del ERP y Montoneros suena ridículamente macabro. La Secretaría de Derechos Humanos de la Nación y los jueces y fiscales federales disponen de un presupuesto millonario para ese fin. Nuestros niños estudian con textos obligatorios donde el término “genocida” es sinónimo de militar. No hay dinero para equipar las FF.AA. pero sobra para demonizarlas. Los juicios de lesa humanidad El Tribunal Oral Federal de Tucumán, por ejemplo, en su fallo condenatorio en la causa, “Operativo Independencia”, sostiene que los militares ejecutaron “un plan sistemático y generalizado contra una parte de la población civil por sus ideas políticas”. El fiscal, Pablo Camuña, a su vez, dice: “El Ejército, con las unidades sumadas a él o puestas bajo su control, invadió y ocupó la provincia de Tucumán durante un período que llegó por lo menos hasta 1978”. La falsedad de estos dos disparates no resiste el más andrajoso análisis. ¡El ERP fue la fuerza militar (¡no civil!) invasora que intentó ocupar Tucumán! ¡El Ejército Argentino fue el que lo impidió cumpliendo la orden del gobierno constitucional! Por cierto y para los señores jueces, la sigla ERP significa Ejército Revolucionario del Pueblo; la palabra clave es: E-jér-ci-to ¿Se entiende?

En medio de todo esto, la Sra. Gabriela Michetti, ya en la mitad de su gestión como vicepresidente viene a desayunarse sobre la urgente necesidad de definir una política para las Fuerzas Armadas e invita a consensuar entre todos los argentinos eso que Duran Barba no previó. Ahora bien, antes de siquiera esbozar dicha política Macri deberá resolver si hace equipo con Lorenzetti, Verbitsky, Carlotto, Pérez Esquivel, Cortiñas, Jones Huala, Del Caño, Víctor Hugo y la CIDH o se pone la camiseta de las Fuerzas Armadas y de Seguridad de la que es jefe. Es que, como dicen Las Sagradas Escrituras: “Nadie puede servir a dos amos”…

Mauricio Ortín

Centro de Estudios Salta

Share

10 comments for “Política para las Fuerzas Armadas y Derechos Humanos

  1. Horacio
    30/11/2017 at 12:26 PM

    Absolutamente de acuerdo, no hubo Política de Defensa, menos Política de Estado,sólo Política Militar,en otras palabras,tal como muy bien expresa la nota, la destrucción del instrumento militar de la nación.

  2. Daniel
    30/11/2017 at 12:53 PM

    Desde Alfonsin a los Kijner, todo tiene el mismo objetivo: Plan Andinia, Patria Socialista de los Montoneros o Nueva Sion, como te guste llamarle. No son los Mapuches, ni chilenos ni argentinos, son los sionistas que le dan manija con su ideologia inventada por el Profeta Carlos Marx.

    • Documento clasificado ex-Lic. Carla Fridman
      30/11/2017 at 2:10 PM

      ANTISEMITA

  3. Documento clasificado ex-Lic. Carla Fridman
    30/11/2017 at 3:42 PM

    El 17 de marzo será el Día de la Memoria por el atentado a la Embajada de Israel

    Se aprobó anoche por unanimidad del Senado. Las provincias deberán incluir este día en sus currículas educativas.

    Entrada la madrugada del jueves, el Senado argentino convirtió en ley el “Día de la Memoria y Solidaridad con las Víctimas del Atentado contra la Embajada de Israel”, en coincidencia con la fecha en la que tuvo lugar el primer ataque del terrorismo internacional en suelo argentino, en el año 1992. En algunos textos se estableció como 22 la cifra de muertos, pero en Israel se da cuenta de 29 fallecidos, 6 de ellos sin identificar.

    “Instrúyase al Poder Ejecutivo Nacional la realización, en la semana del 17 de marzo, de actividades y campañas en pos de sensibilizar a la población sobre las consecuencias del terrorismo internacional y a favor de la paz y la no violencia”, señala el texto oficial de la ley aprobado por unanimidad, con 67 votos.
    Esta ley busca también un efecto importante en lo cultural de largo plazo puesto que en todo el territorio se deberá incluir el ataque terrorista en la currícula educativa y distintas actividades con una mirada sobre las acciones y consecuencias del terrorismo internacional para promover el diálogo de paz y la no violencia. “Encomiéndese al Ministerio de Educación de la Nación, a través del Consejo Federal de Educación y las autoridades educativas de las distintas jurisdicciones, a acordar la incorporación de este hecho histórico a los contenidos curriculares del sistema educativo, en sus distintos niveles y modalidades, educación Formal y No Formal”, señala el texto aprobado.
    el Embajador de Israel en Argentina, Ilan Sztulman manifestó su satisfacción por la sanción de la ley, que había entrado al Senado después de tener media sanción de Diputados. Anoche se aprobó tras las leyes de reformas acordadas con los gobernadores. “Esta ley no solo preserva la memoria de lo ocurrido sino que interpela a la generaciones futuras. El terrorismo internacional merece la condena unánime de todos aquellos que bregamos por una sociedad mejor en Argentina, en Israel y en el mundo entero”, señaló a este diario el diplomático, quien se puso al hombro las gestiones para que el 17 de marzo se convirtiera por ley en un día de la memoria. Por cierto, su misión en la Argentina coincide con el fuerte acercamiento de la administración de Mauricio Macri a la de Israel, que se coronó con la primera visita de un ministro israelí al país, la de Benjamín Netanyahu, en septiembre pasado.
    Durante su estancia en Buenos Aires, Netanyahu culpabilizó a Irán y Hezbollah por los atentados a la Embajada de su país y por el ataque a la AMIA, del 18 de julio de 1994 que dejó 85 muertos.

    “El terrorismo internacional ha socavado los derechos humanos no solo de una parte de nuestra población, sino que ha llevado adelante un ataque contra nuestra Nación toda. Los perpetradores intelectuales señalados por semejante acto de violencia, fueron indicados por la Corte Suprema de Justicia de la Nación, en un fallo de 1999, son parte del grupo terrorista Hezbollah, brazo armado de la República Islámica de Irán. A pesar de los reiterados pedidos de captura internacional, hasta ahora, no ha habido comparecencias de los acusados ante el tribunal”, señalan de manera un tanto singular los fundamentos de la ley sobre la milicia shiíta libanesa.

    FACHITOS LA TIENEN ADENTROOOOOOOOOOOOO

    AJJAJAJAAJJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJJAJAJAJAJAJAJJAJAJAJAJJAAJAJAJA

  4. Alberdi y Roca de nuevo
    30/11/2017 at 9:51 PM

    Lo estremecedor es que la exposición desarrollada en el artículo debería ser convicción profunda de millones de habitantes del país, para que por vía de reacción colectiva, los guerrilleros de los 70´, – que no tienen nada de “ex-guerrilleros”-, ocupen el lugar que les corresponde en las cárceles. El paso esencial es imposible que sea dado por Macri o por cualquiera de los que integran la “clase dirigente”. Ese paso es poner en libertad inmediata a todos los militares detenidos, absurdamente condenados y sometidos a procedimientos que encuadran en las figuras penales de la tortura, el abandono de persona, el homicidio agravado y , vaya ironía, el genocidio. Son los izquierdistas que comandaron la demolición de un país próspero y sus continuadores disfrazados de jueces quienes de acuerdo a un recto razonamiento, deben ir presos de por vida. Empezando por el integrante de montoneros de apellido lorenzetti. Claro que la “Política de Estado” más elemental de Von Der Goltz para adelante y para atrás, es contar con Fuerzas Armadas y de Seguridad óptimamente pertrechadas y entrenadas. Y no pueden conseguirse esas metas obvias si la jurisprudencia dominante destierra la legítima defensa como derecho. En lo macro y en lo micro. Ojalá me equivoque, pero me parece que nos merecemos el futuro lúgubre que nos espera. Así funcionan y este resultado producen la estupidez y la cobardía.-

  5. roberto
    01/12/2017 at 12:19 AM

    M.Ortin, todo lo que escribio es cierto y fundado. Lamentablemente nos toco un Alfonsin mas zurdo que Vertbisky y posteriormente Menem, y mas tarde la retardada mental de CFK terminaron de destrozar nuestra gloriosas FFAA.
    Ud. puede hacer un soldado, enseñarle el uso de armas, defenderse, atacar etc etc en algo mas de 6 meses, digamos un año. Pero un oficial de las FFAA necesita 5 años para dotarlo de la fe, el coraje, la hombria de bien, y el sano juicio que debe tener un soldado para enfrentar la vida desde las FFAA.
    Estos malparidos, llamados ” politicos ” nos han destrozado las FFAA y corremos el riesgo de perder hasta la bandera. Alli donde se izó la primera vez, hay una estatua del criminal Che. Ya ni verguenza hay en el Pais.

  6. EL CHUMBIAO
    01/12/2017 at 3:23 AM

    La indefensión de la Patria y su entrega al capitalismo internacional a partir fe 1983 es traición. La sanción es la pena máxima y no el ingreso al aguantadero nacional de los delincuentes políticos llamado eufemísticamente “congreso”.

  7. DON QUIJOTE
    01/12/2017 at 8:02 PM

    POESIA QUE PROMETE
    44 menos

    Faltarán en la próxima partida
    cuando el ancla se aparte de la orilla,
    tendrá la ausencia un crepitar de quilla
    un quebranto salino en plena herida.

    Faltarán cuando el casco se sumerja
    dejando malecones y banderas,
    ojos diestros en velas o escolleras,
    cuando la eslora con el mar converja.

    Faltarán de vigías, la torreta
    preguntará por ellos a los vientos,
    sus nombres nos dirán los barloventos,
    su arrojo el ondular de una corbeta.

    Faltarán si la hélice reclama
    su cuidado seguro, justo y propio,
    si el timón o el ahusado periscopio
    añoran una voz y una proclama.

    Faltarán al singlar del mar inmenso
    afondando heroísmos argentinos,
    custodiando los náufragos caminos
    con sigilo marcial, austero, intenso.

    Faltarán en las mesas navideñas,
    en la sala de partos,en los puertos,
    en las rondas de mates, los abiertos
    fogones al amparo de las leñas.

    Cuarenta y cuatro menos, las rompientes
    serán sus tumbas, nuevas alboradas,
    que nadie se equivoque, camaradas,
    ninguno ha muerto en el San Juan: ¡Presentes!

    Antonio Caponnetto

  8. DON QUIJOTE
    01/12/2017 at 8:04 PM

    POESIA QUE PROMETE
    44 menos

    Faltarán en la próxima partida
    cuando el ancla se aparte de la orilla,
    tendrá la ausencia un crepitar de quilla
    un quebranto salino en plena herida.

    Faltarán cuando el casco se sumerja
    dejando malecones y banderas,
    ojos diestros en velas o escolleras,
    cuando la eslora con el mar converja.

    Faltarán de vigías, la torreta
    preguntará por ellos a los vientos,
    sus nombres nos dirán los barloventos,
    su arrojo el ondular de una corbeta.

    Faltarán si la hélice reclama
    su cuidado seguro, justo y propio,
    si el timón o el ahusado periscopio
    añoran una voz y una proclama.

    Faltarán al singlar del mar inmenso
    afondando heroísmos argentinos,
    custodiando los náufragos caminos
    con sigilo marcial, austero, intenso.

    Faltarán en las mesas navideñas,
    en la sala de partos,en los puertos,
    en las rondas de mates, los abiertos
    fogones al amparo de las leñas.

    Cuarenta y cuatro menos, las rompientes
    serán sus tumbas, nuevas alboradas,
    que nadie se equivoque, camaradas,
    ninguno ha muerto en el San Juan: ¡Presentes!

    Antonio Caponnetto

  9. francisco
    04/12/2017 at 10:43 PM

    TUCUMÁN CUNA DE LA INDEPENDENCIA, REFUGIO DE TRAIDORES, COBARDES Y CORRUPTOS.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *