Horacio Verbitsky y las miserias que florecen en este crucial año electoral

En su edición del 23 de julio, Página/12 publicó un artículo de Horacio Verbitsky titulado “Hasta que la muerte los separe”. Escribió el autor: “La presentación de un pibe de 11 años como el azote de un barrio de trabajadores del Gran Buenos Aires distorsiona un problema grave que afecta en forma directa o indirecta a millones de personas. No es la drogodependencia ni la inseguridad, sino la reducción del Estado a su rostro policial frente a los varones jóvenes de los barrios privados, según la esquemática definición de Diego Maradona: privados de agua potable, privados de luz, privados de asfalto, y podrían sumarse carencias” (…) “En torno de la entrevista emitida en el canal del Grupo Clarín el domingo pasado hay una discusión que no puede dirimirse a gritos e insultos, sino con las pruebas que la actuación judicial debería obtener. La familia del chico denunció que dos días antes fue secuestrado y golpeado para obligarlo a que se autoincriminara en cámara de delitos que no cometió” (…) “El video del programa emitido contiene elementos suficientes para el análisis: 1) el programa realiza una nota sobre un hurto a un jardín de infantes del que sindican como autor a un pibe del barrio a quien “absolutamente de casualidad pero fue buenísimo verlo, lo encontramos libre”; 2) el conductor se pregunta qué hacer con el pibe, porque al ser menor si lo detienen queda en libertad; 3) el cronista reitera que “la policía asegura que el robo al jardín lo cometió un nene de solo 12 años al que todos conocen como el Polaquito”; 4) sin explicación, el presunto autor aparece en la calle frente al jardín; 5) a pocos pasos se observa un patrullero policial; 6) la identificación es inmediata pese al pixelado incompleto del rostro; 7) el chico afirma haber cometido un homicidio, de lo cual no hay otro indicio que su palabra, desmentida por su entorno; 8) un video captado por una cámara de seguridad del Municipio de Lanús muestra su detención en Puente Alsina con una moto robada; 9) otro video lo exhibe tratando de robar una camioneta; 10) en otro video se lo expone consumiendo droga en una esquina. En estos últimos ni siquiera se intentó ocultar sus facciones, de modo que es plenamente reconocible” (…) “Ya se ha señalado en abundancia que esta secuencia es violatoria de convenciones internacionales de rango constitucional y de leyes que protegen a la infancia. Lo que no se ha explicado es la generalidad de estas prácticas por parte de la dirigencia política y las fuerzas de seguridad, cosas que señalé bajo cinco sucesivos gobiernos bonaerenses. Otra costumbre que la reiteración naturaliza es la de los proyectos de ley que endurecen penas y ablandan garantías procesales en los meses previos a las elecciones en año impar, o de episodios conmovedores cuando ocurren en un año par, como el secuestro y asesinato del hijo del ex ingeniero Blumberg. La principal diferencia es el aporte de lo que Jorge Asís llama un periodismo patrullero. El escritor lo aplica a las denuncias contra dirigentes políticos, pero la especialidad comenzó señalando a los mal llamados “pibes chorros” y ahora completa el círculo, en horario central y con infotainers políticos dedicados sin motivo aparente a señalar rateros de jardines de infantes. La confesión del falso homicidio realza el dramatismo del caso y avala la idea de una puesta en escena” (…) “El 21 de mayo de 2013 el defensor oficial penal de jóvenes de La Plata, Julián Axat, denunció a la Suprema Corte de Justicia de Buenos Aires, que desde el 1 de agosto de 2012 hasta el 19 de mayo de 2013 habían sido asesinados seis chicos de entre 11 y 17 años, cuyos datos y detalles expone” (…) “Axat señaló que debido al fracaso de las medidas de protección pautadas por la propia justicia penal o civil o de familias estas son “historias de muerte anunciada” (…) “La mayoría de esos chicos habían denunciado persecuciones u hostigamientos policiales, en causas impulsadas por la defensoría, que no avanzaron. La propia policía actuó como instructora pese a que la Procuración General lo había prohibido y los policías imputados quedaron en libertad en cuanto formularon su descargo” (…) “Antes de los crímenes, la ausencia de protección debida por parte de los organismos encargados de Niñez y Adolescencia, que tienen obligaciones como garantes hacia los niños. Si esas omisiones fueran imputables configurarían el delito de abandono de persona, que en ningún caso se reclamó a los funcionarios respectivos” (…) “Después de los crímenes, el bajo estándar investigativo, judicial y policial genera un efecto de impunidad. La investigación se delega en la propia policía sospechada de hostigamientos previos a esos chicos y el ministerio público y la justicia no realizan imputaciones y dan por válida la hipótesis policial, sin el menor criterio” (…) “De acuerdo a estas pautas de responsabilidad la seguidilla de homicidios de niños y adolescentes ocurridos en La Plata durante el breve lapso 2012-2013, demuestran una trama sospechosa; pues todos ellos ocurrieron en situaciones violentas, extrañas y confusas; con posterior tratamiento policial-judicial de nulo o bajo estándar investigativo; lo que dejaría clima propicio para “la eliminación social”. Pues al tratarse de homicidios de niños-adolescentes con frondosos prontuarios, y pertenecientes a los estratos más marginales, su impunidad posterior se convierte en un mensaje social que no evita su repetición”, dice Axat, quien peticionó a la Suprema Corte que requiriera informes detallados al Ministerio Público. La Procuradora General María Falbo remitió el pedido al fiscal de La Plata. Marcelo Paolini, quien lo guardó en un cajón” (…) “Durante la semana que hoy termina esa estadística se incrementó con dos nuevos casos: 1) Rodrigo Alejandro Correa, de 14 años, murió de un balazo en la nuca efectuado por el subteniente de la Policía de la Provincia de Buenos Aires fuera de servicio Hugo Daniel Pos, en Billinghurst, partido de San Martín. La versión policial es que se defendió de un intento de robo. Pero sólo se secuestró el arma del policía, con el cargador vaciado y 16 casquillos; 2) Cristian Toledo Medina, de 25 años, murió por un disparo del bombero de la Policía de la Ciudad Adrián Otero, quien dijo que Toledo Medina junto con otros dos jóvenes intentaron asaltarlo golpeando con una piedra la ventana de su auto. Como respuesta, Otero los persiguió cinco cuadras disparándoles. La bala letal ingresó por el pecho. Tampoco en este caso los jóvenes estaban armados” (…) “La tolerancia social ante estas ejecuciones extrajudiciales crece con cada Polaquito expuesto por algún medio sensacionalista y con cada absolución de los policías que abren fuego, por una justicia indiferente” (…) “Ni Falbo ni el actual Procurador Julio Conte Grand permitieron que el Sistema Informático del Ministerio Público bonaerense informe sobre la cantidad de pibes ejecutados extraoficialmente. Un enigma semejante es la cantidad de adolescentes encerrados en todo el país” (…) “Según una reconstrucción extraoficial de la agencia Télam, a fines de 2016 el número de chicos encerrados en todo el país había crecido hasta 1300. La información del Sistema Penal Juvenil bonaerense sólo llega hasta 2015. El último informe de Investigaciones Penales Preparatorias indica que el número de homicidios cometidos por menores es insignificante, apenas 124 en toda la provincia” (…) “La legislación vigente en la provincia contempla tanto el régimen penal juvenil como la asistencia a través del sistema de Niñez, Adolescencia y Familia. El problema es que nada de eso ocurre porque requiere inversiones que ningún gobierno está dispuesto a hacer. Es mucho más barato escribir nuevas leyes a sabiendas de que no se cumplirán, como lo muestra la odisea que relató la mamá del Polaquito, ella misma una piba de apenas 30 años, en el clima de odio y desprecio social promovido por funcionarios y medios irresponsables, que al mismo tiempo fomentan el uso del perverso sistema del juicio abreviado, que incrementa la estadística de condenas sin juicio. Y al que no le guste, puede irse bien a la mierda, argumento con el que cierra sus debates el rey del amarillismo televisado”.

El propósito del presidente de la nación de convencer a los presidentes de los países miembros del Mercosur para que avalen la separación definitiva de Venezuela del bloque fracasó sin remedio. El macrismo buscaba una condena contundente del chavismo antes de las elecciones constituyentes convocadas para el 30, pero el gobierno de Tabaré Vázquez presionó hasta lograr un documento “Light” y el presidente Evo Morales directamente se abstuvo de firmarlo. Escribió Martín Granovsky (“Una derrota para Faurie y Macri”, Página/12, 22/7/017): “El presidente Mauricio Macri sufrió el segundo gran fracaso diplomático en 19 meses de gobierno. Como anfitrión de la cumbre de presidentes del Mercosur no consiguió que el bloque aumentara de manera irreversible el castigo contra Venezuela. Macri y su canciller Jorge Faurie se quedaron sin lograr la virtual expulsión del país que gobierna Nicolás Maduro” (…) “La curiosidad es quién protagonizó el primer gran fracaso. Se trató de la primera canciller de Cambiemos, Susana Malcorra. Macri buscaba alzarse con el triunfo que supondría su designación como secretaria general de la Organización de las Naciones Unidas. Malcorra no llegó” (…) “El costado paradójico es que Malcorra no era precisamente chavista pero ponía sus fichas en el diálogo dentro de Venezuela. En sintonía con un sector del establishment norteamericano, Malcorra argumentaba que una explosión en el norte de Sudamérica tornaría inestable la situación de todo el Caribe y haría peligrar la paz en Colombia. Las diferencias con Macri, la derrota en la ONU y el desgaste de las concesiones al Reino Unido por las Malvinas precipitaron su salida” (…) “Faurie, en cambio, evitó desde el primer momento de su gestión cualquier palabra que pudiera ser interpretada como un desmarque respecto del Presidente. Y en los últimos días, además, subió la apuesta. En la tarde y la noche del jueves se lanzó a una serie de declaraciones agresivas contra Venezuela dando por sentado que no se trata de una democracia, criticando abiertamente al Presidente Maduro y pidiendo una suspensión definitiva de los venezolanos, equivalente a una expulsión aunque esa figura no existe literalmente en las normas del bloque” (…) “La Argentina y Brasil querían que el texto advirtiera explícitamente que si Nicolás Maduro insistía en convocar a una Constituyente el 30 de julio, es decir dentro de pocos días, el Mercosur consideraría inexistente la vocación de diálogo por parte de Caracas. Pero el texto consensuado por los presidentes no hizo una mención abierta. Dice textualmente sobre los Estados: “Exhortan al Gobierno y a la oposición a no llevar a cabo ninguna iniciativa que pueda dividir aún más a la sociedad venezolana o agravar conflictos institucionales”. Primera conclusión: en diplomacia no es lo mismo hablar de algo con todas las palabras que aludirlo para que se interprete libremente. Lo segundo es más débil. Segunda conclusión: la alusión podría apuntar a la Constituyente pero también al plebiscito informal realizado por la oposición el 16 de julio o, incluso, a la construcción de un Estado paralelo cuya última noticia es la designación de jueces” (…) “En otro párrafo, los presidentes “hacen un urgente llamado al cese de toda violencia y a la liberación de todos los detenidos por razones políticas, instando al restablecimiento del orden institucional, la vigencia del Estado de Derecho y la separación de poderes, en el marco del pleno respeto de las garantías constitucionales y los derechos humanos”. El matiz uruguayo se descubre en este tramo: “Convencidos que la solución a la crisis sólo podrá ser resuelta por los venezolanos, instan al Gobierno y a las fuerzas opositoras de la hermana República Bolivariana de Venezuela al diálogo, que permita una concertación política creíble”. Los Estados, al final, “reiteran su plena disposición a acompañar ese proceso de diálogo entre venezolanos de la manera en que sus actores estimen más conveniente” (…) “Macri eligió la cuestión venezolana desde el inicio de su gestión para distinguirse del resto de los presidentes. El tema está en su ADN. En diciembre de 2015, a pocos días de asumir la Presidencia, planteó la crítica abierta en la cumbre del Mercosur de Asunción, la anterior a la de Mendoza. Todavía gobernaba Dilma Rousseff en Brasil y no se habían producido ni el juicio político ni el golpe contra la presidenta electa en 2014 por 54 millones de votos. Luego la presencia de Michel Temer en el Planalto, la Casa Rosada de Brasilia, le dio a Macri un aliado impopular pero incondicional. Los dos cancilleres del presidente de facto, primero José Serra y ahora Aloysio Nunes, convirtieron la lucha contra Maduro en la clave de la política exterior y, como en la Argentina, interior. Ante la imposibilidad de tildar a Dilma de “corrupta”, el adjetivo utilizado fue “chavista”. Igual que en la Argentina, la idea parece asumir que cualquier político sufrirá un costo si resulta asociado a Venezuela”.

En su edición del 22 de julio, Página/12 publicó un artículo de Luis Bruschtein titulado “Emboscadas”. Escribió el autor: “La televisión engarzó la historia del Polaquito con la imagen de un mundo desolado donde acecha la pobreza, el gatillo fácil, el desempleo, la represión, el egoísmo y la crueldad. Un mundo de seres humanos solos, desamparados y desesperados, emboscados por otros seres humanos con poder que se alimentan de esa desesperación, de esa soledad y desamparo” (…) “El programa de Lanata fue a los bifes, fue a mostrar lo que su público quiere ver, el maldito pibe chorro, el pibe pobre como enemigo, el que te emboca en la calle. Y preparó una emboscada como pasa en la vida real. Porque finalmente, la emboscada que le hicieron al Polaquito, un chico villero de 11 años, disfuncional, con problemas, quedó en evidencia” (…) “El mundo que el programa quiso describir es el mundo de los que hicieron el programa, es el mundo que el neoliberalismo necesita representar para naturalizar el dispositivo de violencia, el golpe, la represión, el arma siempre aceitada” (…) “El mensaje del neoliberalismo expresado por esa infame entrevista por canal 13 a un chiquito acosado tiende a segmentar a la sociedad, tiene que dividir y mostrar una guerra de todos contra todos, donde el único que puede imponer el orden es el más fuerte. Una sociedad donde las tortugas ninjas de la policía aparecen todos los días en televisión, en la puerta de la fábrica de Pepsico, en la salida de la planta de Carboclor, en los galpones de Cresta Roja, donde los trabajadores despedidos entre esta semana y la pasada tratan de resistir. Son imágenes que hablan del derecho a despedir trabajadores, del derecho a reprimir, el derecho a desalojar familias como se ve en las tolderías que se han multiplicado en las calles de Buenos Aires. Los únicos derechos de los que se habla son del poder. Nadie habla de los derechos de los pibes, de los trabajadores, de las familias, de las madres. Esos derechos parecen haber muerto con la llegada del gobierno de Cambiemos. Y solamente se habla de los derechos de los poderosos” (…) “Durante el conflicto de Pepsico, el economista ortodoxo y ultraliberal José Luis Espert publicó en su cuenta de Twitter: “Las empresas toman gente y a veces también despiden. El trabajo no es un derecho como dice el populismo cavernícola. Es una contingencia”. Espert es hombre de consulta de algunos funcionarios del gobierno macrista y su pensamiento se ve reflejado cuando el Ministro de Trabajo, Jorge Triaca, dijo que “Entendamos al que despide, hay que entender las circunstancias que tienen las empresas cuando despiden”, o cuando su secretario de Empleo, Miguel Ponte, dijo que contratar y despedir gente debía ser algo tan natural como “comer y descomer”. Carlos Rodríguez, alto funcionario de economía del gobierno menemista le pidió más represión al macrismo: “hacía falta un poquito de palos como en Pepsico, tendría que haber aplicado muchísimos más” (…) “Es clara la disputa ideológica: del “populismo” que ponía el eje en los derechos de los trabajadores y los débiles, a los derechos del capital y los poderosos del gobierno reaccionario de Cambiemos. Así, para Mauricio Macri, los abogados laboralistas son “una mafia” porque defienden derechos que su gobierno no reconoce porque obstruyen derechos del empleador, que este gobierno sí defiende. Sobre esa concepción se prepara un gran proyecto de flexibilización laboral que entrará al Parlamento después de las elecciones, junto con otro que modificará de raíz el sistema de jubilaciones y pensiones. Además de propaganda electoral, la campaña de denuncias de corrupción contra el kirchnerismo constituye una cortina de humo que busca crear las condiciones favorables en esa disputa por la hegemonía de ideas y conceptos para introducir esos proyectos de ley regresivos que han reclamado los organismos financieros internacionales y las corporaciones económicas” (…) “Nunca es gratuito el trabajo de zapa de los medios que expresan a las grandes corporaciones y a la reacción de derecha, como es el programa insignia de Canal 13 que difundió la entrevista con el Polaquito. Estigmatizar a los pibes pobres, naturalizar el deseo de represión violenta a esos menores presentados como chorros violentos y asesinos, está en los cromosomas de una sociedad que cierra fuentes de trabajo y expulsa ciudadanos. Las nuevas sociedades que ha generado la globalización neoliberal envían afuera del sistema a grandes sectores de la población a sobrevivir de las sobras y migajas en poblados primarios y villas de emergencia. Y la fuerte resistencia que genera ese proceso de expulsión abrupta de calidad de vida, de los trabajos, de la vivienda y de derechos, solamente puede ser controlado a través de la fragmentación y enfrentamiento entre los sectores populares y con represión” (…) “La presentación de la historia que le sacaron al Polaquito entre amenazas, promesas y engaños busca la baja de la edad de imputabilidad pero además convoca a una reacción violenta así como la justificación de esa reacción. No inquiere esa complicidad en las clases altas donde ya la tiene sino que apunta a los vecinos que están cerca de la villa y que se sentirán más amenazados por esa cercanía; apunta al comerciante que ya ha sido asaltado y que en su justa bronca no acierta a visualizar a quienes más lo van a empobrecer, que justamente son los que señalan al Polaquito y que en definitiva serán los que lo llevan a vivir a la villa cuando destruyan su pequeña economía” (…) “La inteligencia marquetinera de la propaganda oficialista no reside tanto en mostrar espejismos de terror, como el falso caso del Polaquito, sino también en ocultar sus propios monstruos como la violencia y la corrupción policial. No sólo el gatillo fácil y la violencia institucional. Todos saben en la villa que no puede haber narco ni transa sin la complicidad de miembros de las fuerzas de seguridad. Es el monstruo que quieren habilitar usando el cuco del supuesto delincuente de once años”.

En su edición del 21 de julio, Página/12 publicó artículos de Horacio González (“El arte de la discusión militante”), de Alejandra Dandan (“El camino que va de Blaquier a Morales”), de Martín Granovsky (“Una reunión del Mercosur partida en dos”) y de Irina Hauser (“Los antecedentes de la Corte”).

Escribió González: “La singular discusión entre Juan Grabois y Jorge Lanata es una de las piezas excepcionales desde la que se puede examinar nuestro presente (político, moral, intelectual, comunicacional). El tema que se trataba, como en una verdadera discusión, no es posible discernirlo claramente porque había varias dimensiones en juego. Primero, la cuestión de la “delincuencia infantil”, tal como es reglada por los teoremas comunicacionales reinantes, como un peligro social que debe provocar un ajuste en las líneas de represión, los códigos penales y otros instrumentos jurídicos, sobre todo en relación a la edad de imputabilidad. En segundo lugar, cómo se produce un acto escénico televisivo y como puede discernirse en él una separación entre lo tácticamente ocurrido y el aparato de teatralización de la realidad como recurso último de la televisión central, que retrocede hasta el auto de fe y de vodevil” (…) “Y en tercer lugar, un debate que siempre es presentado como un match. No en vano la televisión hace décadas centra su atención en esta palabra, la vida convertida en una disputa fugaz con puntaje para los ganadores/perdedores” (…) “El idioma de Lanata es el de la refutación denigrante, el desenfado lingüístico sin autocontención y el insulto directo, manejado con una alta vocación escénica y con el objetivo de destituir biografías y reputaciones, las puras, impuras o las del “ancho camino del medio” (…) “El personaje de la ultraderecha que condena al “progresismo” que precedió algún capítulo de su vida por sus propias contradicciones, como quien sacude con fastidio un sobretodo demasiado usado. Luce un grado de independencia porque tiene un alto, sutil y sofisticado grado de sumisión. Es el personero “independiente” con facultad de denigrar más allá de toda frontera, con un aire de mercenario que se jacta de serlo a la manera de un suicidio ficcional ante las cámaras. Él y la doctora Carrió son personificaciones actorales y electroacústicas adecuadas al nivel de representación dramática a la que llegó la televisión” (…) “Todo en virtud de asestar fuertes golpes a los movimientos populares pero con un arsenal más sofisticado que lleva más allá de este concepto (“Populismo”), destinado a una “malditización” sistemática, salida del gabinete del doctor Caligari” (…) “Carrió y Lanata hacen distintas actuaciones en términos del “populismo”, pues si a Morales Solá le basta con decir “no se puede convivir en el Parlamento con la inmoralidad”, vaya, es un hombre áulico que sentencia desde un sillón desde donde la fulminación tiene espíritu burocrático. Pero Carrió actúa con el mismo fin desde el barro. Hace tiempo que definió al populismo como un mecanismo que hacía imposible sus supuestas finalidades: si desean “elevar a las masas” en su programa oficial, decía, no podían hacerlo, pues entonces perdían su “clientela”. En este acertijo, obviamente, el populismo trabajaba entonces para perpetuar la pobreza. Pero hace poco, no obstante, dijo que había que hacer como Evita. “Hablarle verdaderamente a los pobres”. Y por lo tanto ella era “evitista”. O sea, incurría en el mismo mal que había diagnosticado en los “populismos” anteriores” (…) “Igual choque con su propia teoría de la “grieta” tiene Lanata, teoría que muchos adoptaron como si fuera dicha en serio, cuando es tan solo una sentencia de tipo exorcizante, de evocaciones satánicas. Implica decir que alguien encarnado en el Mal origina abismos dantescos donde arden los honestos ciudadanos. El concepto de grieta, concepto hollywoodense para películas de terror, o para predicadores apocalípticos, es para construir un precinto para Cruzados que destruyan realmente las bases populares del compromiso social. Pero todo en nombre de un mito de unificación y regulación por parte de las Empresas (comunicaciones y gubernamentales). Estas se definen como la regla unívoca para juzgar el Bien y el reconocimiento de dónde se halla la virtud social, aprovechando un momento de la historia en donde parece ya se abandonó la efectiva facultad de juzgar. Se trata pues de atacar en nombre de la Grieta, para producir incesantes grietas con su lenguaje destructivo, bruñido en el sarcasmo más brutal” (…) “¿Es posible penetrar en este sistema poderoso, que se dice “independiente” y está resguardado por lo que en buen grado llamaríamos el capitalismo de las imágenes, aparato formidable que explota a las personas “llevándolas” al cadalso, preparado bajo la inspección de apariencia inocente de un movilero. Este fue un nudo dramático de la discusión Grabois-Lanata. ¿Quién conduce a un sector muy dañado de la población hacia el patíbulo? El autor del concepto de Grieta, actúa al solo fin de levantar el Tribunal contra los “perturbadores”, aquellos que investigan pedagogías alternativas para los que además de vivir entre múltiples acechanzas, sufren toda clase de trastornos en sus deseos y formas de vida. De fantasías tristes, éstas pasan a ser transformadas en arquetipo del Mal infiltrado en los adolescentes” (…) “Pero en el gran debate entre Grabois y Lanata se jugaba también otra cuestión de enorme importancia: qué significa discutir, cómo se puede penetrar con una conciencia militante en una fortaleza semántica protegida por poderes que ellos nunca declaran. Mientras tanto, se asombran de que otros tengan signos de militancia en sus biografías, que hablen en nombre de organizaciones territoriales y sociales. A las que los grietólogos en seguida convierten en sospechosas. En medio del áspero momento de la Argentina bajo el “dictum” neoliberal, Juan Grabois sostuvo una discusión fundamental, no solo por los temas en danza, sino porque se metió en el corazón del Leviatán. Una discusión en el límite, que hizo temblar a la estructura impávida de la Grieta y a su ensoñación monolítica”.

Escribió Dandan: “Como un reloj que se pone en marcha aún cuando nada parece estar en el mimo lugar, el territorio del poder real de la provincia de Jujuy volvió a ser pisado por una multitud que dice que sigue esperando justicia a 41 años de los secuestros de las siete noches interminables de apagones en Ledesma que siguen estremeciendo los cuerpos. Justicia porque ese mismo poder tiene encerrada en el penal de mujeres del Alto Comedero a Milagro Sala, líder de una organización que puso el cuerpo en la calle para que el dueño del Ingenio Ledesma, Carlos Blaquier, lograra al menos ser sentado en la silla de los acusados por los crímenes de lesa humanidad” (…) “Pero el reclamo también advirtió sobre las amenazas que se ciernen estos mismos días sobre el sindicato de trabajadores del azúcar de Ledesma con una posible intervención en diálogo con los distintos escenarios del país y en un ciclo que vuelve todo al comienzo” (…) “Alrededor de las 10 de la mañana, el ritual de la marcha legendaria de cada 20 de julio en Jujuy hizo una primera parada, esta vez, frente al alambrado que detuvo a los peregrinos a doscientos metros de Milagro Sala. “Presa política”, escribieron en una bandera” (…) “Milagro, que había logrado salir al patio esperando el paso de la marcha, se llevó una mano al corazón y levantó el puño con la otra” (…) “Miles de personas acompañaron desde la Tupac Amaru cada una de estas marchas hasta diciembre de 2015. “Sé que hay muchísimos compañeros que han venido de otros lados -dijo Sala-, muchísimos jujeños que no van a permitir que haya ni olvido ni perdón. Tengo claro que estoy presa gracias a Blaquier. Que hoy el payaso de Blaquier es Gerardo Morales. Y le pido a la juventud que defienda nuestro país, nuestra patria y nuestro Jujuy que es el que nos necesita”. “La marcha tiene que ser cada vez más grande-pidió Milagro-para que los jóvenes tomen conciencia que son el futuro de nuestro país. Compañeros fuerza. Y a seguir marchando por nuestra dignidad. Y por los 30 mil compañeros desaparecidos” (…) “Ricardo Arédez, hijo del intendente Luis Arédez, primera víctima del Ingenio, no podía parar de llorar. Llegó convencido que ésta iba a ser su última marcha. “Lloré muchísimo y pensaba que éste iba a ser mi último año, porque creí que yo ya había hecho todo. Estoy desde los 16 años en esto y tengo 57. Hicimos las denuncias, conseguimos que este hombre se bajara de su escalera de poder y se siente en el tribunal de la democracia, conseguimos los allanamientos, aparecieron las pruebas y lo que no funciona es la Justicia. Creí que esta era una tarea cumplida, pero hoy siento que hay que seguir hasta que el cuerpo ya no te de” (…) “Este año no estuvo Hugo “El Coya” Condorí, fundador de la obra social del Sindicato de Empleados del Azúcar, él mismo sobreviviente, vitalicio militante de los juicios, muerto el último noviembre. “Esta es la primera marcha del apagón sin mi abuelo”, dijo Santiago Hamud, su nieto, dirigente de la juventud comunista, parte de la Tupac, a quien la policía de Morales amenazó con ponerle tres tiros en la cabeza el año pasado” (…) “Ya en el acto, se escucharon los nombres de los más de 30 desaparecidos de un número aún indeterminado de víctimas” (…) “Y al escenario subió Paula Alvarez Carrera, del equipo de abogados de lesa humanidad y abogada de Milagro. “A 41 años del golpe cívico-militar, la impunidad se reedita en democracia”, dijo. “Con una Corte Suprema de Justicia que no resuelve si Blaquier y (el administrador del Ingenio Alberto) Lemos conocían o no la situación y la responsabilidad que les compete por el uso de las camionetas de la empresa durante esas noches de julio de 1976 y la finalidad última de ese uso. Una Corte cuya urgencia lejos está de la resolución sobre la libertad de una presa política en democracia, como es milagro Sala. Una Corte que está mas conmovida por la avanzada edad de los que torturaron y desaparecieron compañeros, a quienes ya benefició para que vuelvan pronto a sus casas o, para que recuperen su libertad. El retroceso es vergonzoso para un país que en otros momentos fue ejemplo y referencia internacional en el proceso de Memoria, Verdad y Justicia” (…) “El abogado de Milagro Sala Luis Paz comparó el rol del poder judicial del presente con los grupos de tareas de la dictadura: “Desde hace ya un par de años largos Latinoamérica tiene sectores neofascistas integrados por distintos grupos económicos concentrados, de medios de comunicación dominantes y financieros, intentando usar al poder judicial como ariete para destruir las conquistas de los pueblos, conquistas sociales y de derecho. Y lo que está viviendo Argentina es parte de ese contexto en el que Brasil desplaza a Dilma y condena a Lula con una intención de voto altísima. La derecha latinoamericana está intentando usar al poder judicial como los grupos de tareas que se usaban en los años setenta, para encarcelar a los líderes sociales y políticos”. El profesor Juan Manuel Esquivel, diputado del Frente Unidos y Organizados de Jujuy, dijo que “nos encontramos con el mismo escenario de los poderes económicos, los poderes reales, dominando toda la escena del país y utilizando las fuerzas represivas para controlar la lucha social y a los trabajadores porque ayer como hoy el modelo que se está implementando en el país es el de una economía conservadora neoliberal y por lo tanto de exclusión” (…) “Durante el día se escuchó un audio con la voz de Alberto “Beto” Cardozo desde el penal de Gorriti, dirigente de la organización social Tekure, preso político de Morales. “Llevo un año y cuatro meses detenido. Siempre participé de estas marchas. Hicimos movilizaciones con mi organización, mi gente, con varias agrupaciones de toda la provincia. Íbamos de Caleligua a Libertador estando al lado de los familiares. Y hoy sé que la persona que es innombrable en Jujuy, Blaquier, sigue todavía en el poder, apoyando a nivel provincial y nacional. Y más dolor me da estar preso en el Penal de Villa Gorriti donde estuvieron los presos políticos en dictadura, y donde se dice que ya no se sufren torturas pero en mi caso lo sufrí cuando me ingresaron, cuando fui detenido y quedé preso en esta cárcel”.

Escribió Granovsky: “El auditorio entero se paró y aplaudió fuerte, muy fuerte. Y largo. Algunos se hacían repetir el nombre. Otros, que lo habían conocido en persona, hablaban bajito. Los amigos lo lloraban. La noticia de la muerte de Marco Aurelio García, el asesor internacional de Lula y Dilma, recién había llegado a la Cumbre de los Pueblos y la ceremonia de cierre se inició con el recuerdo de García” (…) “El homenaje a uno de los constructores de la integración sudamericana, primero desde el Partido de los Trabajadores de Brasil y entre 2003 y 2016 desde el Palacio de Gobierno de Brasil, sonó a paradoja. Marco Aurelio, como era conocido en el mundo desde hace décadas sin que hiciera falta decir el apellido, murió a los 76 años justo el día en que, por primera vez, los gobiernos del MERCOSUR se negaron a cobijar la cumbre social. Así rompieron un hábito de diez años” (…) “Coordinó la organización el diputado del Parlasur Oscar Laborde (FPV). “La suspensión de la cumbre social es injustificada”, dijo en la apertura. El propio Laborde se encargaba antes de la tarea en la cancillería. “Evidentemente a las elites les molestan Lula, Venezuela, Cristina y los trabajadores”, dijo. Los organizadores dijeron a Página/12 que la decisión del Presidente y su canciller Jorge Faurie, quien dijo que no estaban dadas las condiciones para una cumbre social, había redoblado el esfuerzo organizativo” (…) “La cumbre fue un anticipo a la inversa de lo que con alta probabilidad hablarán hoy los presidentes. Si después del mediodía emiten una condena a Nicolás Maduro, los dirigentes políticos y sociales desplegaron todas las versiones de la solidaridad con Venezuela. “Con Hugo Chávez pasó a la inmortalidad alguien que fue un amigo de la Argentina en las malas, cuando la Argentina estaba quebrada y, por eso, la mejor forma de responder es siendo amigos en las malas”, dijo el diputado nacional Guillermo Carmona en su discurso” (…) “Habló a título personal el presidente del Parlasur, el brasileño del PT Arlindo Chinaglia. “Hace poco hubo un encuentro donde un diplomático brasileño criticó a Venezuela porque presuntamente hay presos políticos”, dijo antes de citar la respuesta venezolana: “En mi país el presidente fue electo y en su país no” (…) “Por la noche los dirigentes argentinos y sus vecinos sudamericanos terminaban de darle forma a un documento que podrían entregar hoy al presidente de Bolivia. Morales es el único de los presidentes que mantiene contacto con ellos y a la vez participará de la sesión de los presidentes porque su país está cumpliendo los pasos necesarios para sumarse al Mercosur. El texto en elaboración apunta a rechazar la separación de Venezuela y las “advertencias intervencionistas de los Estados Unidos que se evidencian en la amenaza de bloqueo”. Apoya la convocatoria a una Asamblea Constituyente de origen mixto, partidario y social, realizada ya por Maduro, reclama una salida al mar para Bolivia, reivindica los derechos soberanos de la Argentina sobre Malvinas y pide la libertad de “los presos políticos de Curuguaty”, en Paraguay, y de Milagro Sala en la Argentina. Cuestiona por golpista a Temer, que hoy recibirá la presidencia pro tempore del Mercosur de manos de Macri” (…) “Fourie deslizó ya que los miembros fundadores del Mercosur (Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay) planean “llamar la atención sobre la situación que atraviesa Venezuela”. En eso coincidiría también la cumbre de los pueblos. El punto a observar es cómo los presidentes bajan a tierra esa llamada de atención” (…) “Lo que es seguro es que, sea cual sea la suerte de documento colectivo de los presidentes, Macri aprovechará su paso por Mendoza para pronunciarse con contundencia aún mayor contra el gobierno de Venezuela. Faurie ya adelantó que a su juicio la constituyente sería vista como un paso atrás” (…) “En los prolegómenos del encuentro a nivel de presidentes el ministro de Hacienda Nicolás Dujovne aprovechó para dibujar el tipo de Mercosur que quiere el Gobierno. “El Mercosur vuelve a dinamizarse, quiere abrirse al mundo”, dijo. Definió al bloque creado en 1991 durante el gobierno de Carlos Menem como “una de las pocas políticas de largo plazo en la región” pero le agregó su idea: “Antes nos abríamos entre nosotros y ahora hay un consenso para que todos firmemos convenios con otros bloques para darle un salto cualitativo a nuestras exportaciones”. La afirmación de Dujovne abrió expectativas sobre una cuestión más a observar de ahora en adelante: si la palabra “todos” supone que todos juntos firmaremos o si puede abrirse el capítulo de firmas de cada país con otros bloques. Lo segundo terminaría de marcar el surgimiento de un nuevo Mercosur, con muy poco de mercado común, muy similar al que soñaba Domingo Felipe Cavallo en tiempos de Menem”.

Escribió Hauser: “La última vez que la Corte Suprema abordó un caso con algún punto de contacto con la discusión sobre la continuidad de Julio De Vido como diputado, fue cuando resolvió que el Congreso no podía impedir la asunción del genocida Antonio Domingo Bussi como legislador electo. Poco después dijo lo mismo para el represor Luis Abelardo Patti” (…) “Una frase clave plasmada por el voto de mayoría decía que “sostener que existe un poder para rechazar el título a toda persona que viola la “ética republicana” puede tener consecuencias gravísimas para el mismo sistema que dice proteger”. El concepto era que “las mayorías” de un momento podrían verse afectadas cuando dejen de serlo porque se podría excluir a cualquiera por diferencias ideológicas. La minoría, que reconocía facultades parlamentarias para impedir la asunción, decía que los delitos de lesa humanidad violan la ética republicana” (…) “Los casos de Bussi y Patti no eran totalmente análogos a la discusión que tiene lugar en estos días, porque en aquel entonces lo que sucedió fue que el Congreso rechazó que Bussi y Patti asumieran en sus bancas. Se discutía, ante todo, si era una facultad parlamentaria no tomarles juramento. “La mayoría dijo que el Congreso no tiene poder para negar la incorporación a un candidato electo, basándose en valoraciones como la falta de idoneidad o la inhabilidad moral” y que es “el pueblo” el que evalúa la “idoneidad” en el acto eleccionario. Si no es impugnado en esa instancia no se le pueden atribuir hechos anteriores a la elección. Y agregaba que “los graves hechos que se imputan al diputado electo deben ser motivo de un proceso judicial, porque todos los ciudadanos tienen la garantía del debido proceso. No hay una incapacidad de derecho para las personas que hayan tenido una actuación histórica determinada, ya que el impedimento deviene, necesariamente, de una condena judicial por un delito”. Esa fue la postura de Ricardo Lorenzetti, Carlos Fayt, Carmen Argibay y Raúl Zaffaroni” (…) “En relación a De Vido lo que se debate es su continuidad y, en caso de establecer un proceso de expulsión, el oficialismo discute si el proceso es la “remoción” o la “exclusión”, caminos señalados por el artículo 66 de la Constitución” (…) “El constitucionalista Andrés Gil Domínguez, consultado por Página/12, sostuvo que hay elementos de los fallos de Patti y Bussi que se pueden transportar al debate actual y que impedirían al Congreso echar a De Vido. “Si se sigue la línea de la mayoría, el razonamiento es que no se puede excluir por hechos anteriores que el electorado no consideró relevantes a la hora de votar, de lo contrario lo hubiera excluido, del mismo modo que no se podía impedir la jura. La minoría dijo que lo que violaba la ética republicana tratándose de actores previos a la elección era la vinculación con delitos de lesa humanidad. ¿Es lo mismo que los delitos de corrupción? Sería muy debatible, porque son delitos ordinarios. En ese caso ¿(Carlos) Menem no violaría la ética republicana teniendo en cuenta que está condenado?”, señaló el especialista” (…) “Roberto Bocio, otro constitucionalista consultado por este diario sostuvo que no se puede transportar el contenido a la situación que se debate ahora. “No es lo mismo impedir la asunción que analizar la permanencia, como el caso de De Vido. La Corte en su momento falló sobre las facultades definidas en el artículo 64 de la Constitución. Las cuestiones sobre el ingreso se definen antes del voto. Respecto del tema actual, la inhabilidad moral no se puede basar en una causa penal. Y lo que está en discusión es en torno del artículo 66, sobre las razones de remoción o exclusión”, sostuvo. “De todos modos, a mi entender el único presupuesto específico para casos penales-precisó-es el artículo 70, que define el desafuero ante un requerimiento judicial”. Es cantado que toda determinación que tome el Congreso sobre De Vido terminará judicializada y la última palabra la tendrá, otra vez, la Corte”.

En su edición del 21 de julio, La Nación publicó un artículo de Fernando Laborda (“De la estrategia del miedo al error de creer que Cristina ya ganó”) y un editorial titulado “La Argentina, frente a la reforma laboral brasileña”).

Escribió Laborda: “En los últimos días, algunos funcionarios y candidatos del oficialismo empezaron a abrir el paraguas. El exitismo de cara a las elecciones primarias del 13 de agosto en la provincia de Buenos Aires, donde enfrentan a Cristina Kirchner, ha desaparecido de sus declaraciones que formulan tanto en público como en privado. La mayoría de las encuestas que se difunden muestran primera en intención de voto a la ex presidenta, aunque ningún analista de opinión pública se apresure a afirmar que estemos ante una tendencia irreversible” (…) “Pese a que el oficialismo se muestra lejos de la euforia que transmitió cuando se conoció que la oposición de origen peronista concurriría a las urnas dividida en tres fuerzas políticas, tampoco trasluce desesperación. Hay un cauto optimismo, que hace pensar que la generación de un clima favorable a un posible triunfo de Cristina Kirchner les sienta bien a los hombres de Mauricio Macri. Algunos piensan que es mejor que se piense que Cristina va a ganar las PASO, porque la lógica del miedo de muchos votantes determinará un realineamiento de último momento que terminaría favoreciendo a los candidatos de Macri y María Eugenia Vidal” (…) “Fueron funcionarios del gobierno nacional quienes apostaron desde hace mucho tiempo a una polarización con la ex presidenta, en parte con la esperanza de dividir a la oposición, de obstaculizar su proceso de renovación y de tener enfrente a la mejor rival para hacer valer su opción entre el pasado y el futuro. Esos mismos hombres de Macri…señalan que, pase lo que pase con Cristina Kirchner, Cambiemos verá incrementado su caudal de diputados y senadores” (…) “Sería un argumento parecido al que utilizó el kirchnerismo tras las elecciones de 2009, cuando cayó en el distrito bonaerense ante Francisco de Narváez y se impuso en la mayoría del país. Lo cierto es que las tres semanas que faltan para las PASO serán muy largas y los meses que nos separan de octubre, una eternidad”.

Escribió el mitrismo: “El hecho de que el Parlamento brasileño haya aprobado recientemente una revolucionaria reforma de la legislación del trabajo no puede ni debe pasar inadvertido para la dirigencia argentina” (…) “No hay que engañarse. Es esa misma señal que acaba de dar el Poder Legislativo brasileño la que no pocos potenciales inversores, tanto extranjeros como locales, esperan hoy de las autoridades argentinas. Lo tiene claro el presidente Mauricio Macri, quien más de una vez se ha referido a lo elevado de los costos laborales no salariales, a ciertos privilegios sindicales que no hacen más que encarecer las contrataciones de trabajadores y a intereses mafiosos que vienen actuando sobre la justicia laboral y alimentando una vil industria del juicio” (…) “El nuevo ordenamiento jurídico laboral brasileño parte de la necesidad de aumentar la libertad de contratación. Así, a diferencia de lo que ocurre en la Argentina, se ha determinado que, en adelante, los acuerdos individuales entre un trabajador y su empleador y los acuerdos por empresa prevalezcan sobre los convenios colectivos de actividad” (…) “Se estableció la figura del trabajador “hipersuficiente” para el que reciba una remuneración mensual de más de 11 mil reales (algo más de 60 mil pesos argentinos), quien podrá negociar con su empleador condiciones salariales y laborales. Los empleados podrán pactar libremente con las empresas su jornada laboral, el fraccionamiento de sus vacaciones y otras condiciones de trabajo. Además, la nueva legislación brasileña regula el teletrabajo y crea el llamado “contrato intermitente”, por el cual un trabajador podría permanecer a disposición de su empleador sin brindar una contraprestación laboral y sin garantía de recibir un salario mínimo ni de horas de trabajo. Autoriza también la posibilidad de una jornada laboral de 12 horas con 36 horas de descanso entre dos jornadas de trabajo” (…) “El nuevo modelo se acerca al de los países sajones y se aleja del modelo proteccionista del trabajador de algunos países europeos y la Argentina” (…) “Frente al panorama que nos ofrece esta decisión del poder político brasileño, acompañada por el empresariado aunque resistida por las principales centrales sindicales, es menester que el gobierno nacional y las principales fuerzas de oposición analicen detenidamente no sólo el proceso de reforma laboral en el que se ha embarcado Brasil, sino también las razones que han llevado al vecino país a tomar semejante rumbo” (…) “En la Argentina, no ha crecido el empleo privado formal en los últimos cinco años y si realmente aspiramos a que nuestra economía crezca con empleo, habrá que agudizar el ingenio y buscar mecanismos para incentivar la contratación de trabajadores. La llegada del siglo XXI ha empezado a demostrarnos que las economías de los países pueden crecer sin empleo, merced a la inusitada velocidad de los cambios tecnológicos y a la robotización. Frente a esta realidad, no se puede desconocer que la mejor defensa de un trabajador ya no pasa por una legislación laboral inflexible y meramente protectora de las fuentes de trabajo, sino por su permanente capacitación profesional, por su capacidad para adaptarse a los cambios y por normas que estimulen su contratación”.

En su edición del 21 de julio, Clarín publicó un artículo de Marcelo Bonelli titulado “Durán Barba aconseja a los candidato no hablar de economía”. Escribió el autor: “Los candidatos de Cambiemos tienen prohibido hacer campaña con los datos de la economía. Tampoco pueden utilizar una fórmula de la cual abusó la Casa Rosada: prometer que las cosas que andan mal, comenzarán a mejorar a la brevedad. La decisión la tomó Jaime Durán Barba y la instrumentó el jefe de la campaña nacional, Marcos Peña. El influyente Durán Barba lo argumentó así en la intimidad presidencial: “Los focus Group dicen claramente que la economía no suma. No hay que hablar de economía” (…) “Por eso, desde hace unas semanas los candidatos tratan de obviar el tema económico y concentrarse en la corrupción, y la amenaza de volver al pasado” (…) “La decisión es estratégica pero implica una bomba de tiempo: el reconocimiento explícito en el máximo nivel de gobierno de que hasta ahora la instrumentación de la política no da resultados sino frustraciones. En otras palabras: transcurrido el 40% del gobierno de Cambiemos, el múltiple equipo económico no pudo ofrecer hasta ahora buenas noticias para la sociedad. Tampoco los ministros pueden ofrecer argumentos concretos y de peso para la campaña electoral de Mauricio Macri” (…) “La ausencia de resultados “mostrables y palpables” para la población generó turbulencias entre el ala política de Cambiemos y los expertos en economía. El equipo de María Eugenia Vidal cuestiona los tiempos y la falta de sensibilidad de muchos funcionarios nacionales. Los acusa de no entender las “urgencias” del conurbano y de que eso se refleja en la fría campaña publicitaria de la Casa Rosada: “Las cosas que hay que hacer”. Los funcionarios bonaerenses sostienen que esa muletilla genera miedo en el GBA” (…) “Horacio Rodríguez Larreta se lo contó en la intimidad al ministro de Finanzas. Hubo un reservado encuentro donde Luis Caputo expuso sus cuestionamientos a la estrategia del BCRA. Sostiene que Sturzenegger exagera con una sobre-tasa que impide una reactivación sostenida. Rodríguez Larreta le sugirió: “Hay que habarlo con Mauricio, porque es Mauricio, no Sturzenegger”. El presidente volvió a avalar, en plena campaña, una medida audaz del BCRA: ponerle freno otra vez a la economía con un nuevo incremento en la tasa de interés. La decisión se adoptó para contener el millonario “déficit cuasi-fiscal” que generan las Lebac. Un sistema con jugosas ganancias especulativas. Pero también porque hubo un informe secreto del INDEC que intranquilizó a la Casa Rosada: el trabajo dice que la inflación oficial rebota en torno al 2% computadas solo las dos primeras semanas de julio. El dato implica un duro traspié para las promesas del BCRA. Sturzenegger prometió bajar el índice y la verdad indica otra cosa: la inflación núcleo de este semestre es igual a la del último semestre del 2016. Tampoco se cumple otra premisa del BCRA: que la inflación iba a ir descendiendo a niveles inferiores al 1%. Pero el jefe del Central volvió a aplicar su receta favorita: endureció la ortodoxa política monetaria” (…) “Nicolás Dujovne-que tiene también un fuerte apoyo de Macri-es el único que avala al BCRA. Muchos piensan otra cosa: que Sturzenegger está enredado en su propio laberinto”.

Hernán Andrés Kruse

Share

6 comments for “Horacio Verbitsky y las miserias que florecen en este crucial año electoral

  1. Die Walkyria Divizionen
    23/07/2017 at 6:49 PM

    Si, asi es, el sistema NIÑEZ ADOLECENCIA Y FAMILIA, sostiene que la tasa de 124 muertos en manos de adolecentes/niños/villeros/ nINI. es muy baja deberían ser por lo menos 670 al año los muertos por estos elementos para ser considerados estadística.

    Mientras tanto que se jodan esos oligarcas que andan en auto y viven en casas, que aprendan a vivir en carpa !!! y a caminar por el barro.

    Que monserga tan aburrida que escribís Verbitsky, era mas tolerable la ametralladora calibre 50 montada en techo de Pick Up persiguiendo DESPREVENIDOS. …o sea……

  2. mohamed yusul ex isaias rabinovich
    23/07/2017 at 8:20 PM

    Horacio Gonzalez es un maestro de la florida verba, su cripto lenguaje socioburocratico logra volver aburrida la descripcion de algo interesante como la discusion del Che Grabois contra Judas Larrata, jaja

  3. Pancracia
    24/07/2017 at 11:57 AM

    Lo que no decis horacio “perro” verbitsky es que ese niño es hijo de juan gravois, quien ademas de explotar laburando a su madre cobra del estado 70.000.000,00 mensuales para prohijarlos. y como buen populista son todos ladrones hijos de puta, la izquierda para el pueblo y ustedes todos millonarios pisando la pobreza, la inmoralidad y encima sembrando el odio. les molesta lo que hizo lanata, porque desnuda de manera invariable lo que hay en ustedes. El demonio los espera.

  4. RUBEN
    24/07/2017 at 8:40 PM

    HORACIO VERBITSKY ALIAS “”EL PERO””DE BUCHON DE LA C.I.A. A FILOSOFO

  5. mari
    25/07/2017 at 7:18 AM

    Mira como se preocupa este hombre de la protección de la infancia, pero en los años 70 cuando él y los idealistas(guerrilleros asesinos) ponían bombas y mataban gente inocente no le preocupaba mucho ,como tampoco les preocupo a sus camaradas matar un día domingo al general Viola y a su hijita de tres años dejando a su mellizita muy herida en Tucumán
    La gente ha olvidado la verdadera historia gracias a los periodistas que mucho han contribuido a ese relato siniestro Todos ellos al servicio de todos estos que se dicen democrático pero son comunistas que buscan someter al pueblo a un comunismo vil como el del cuba
    Se les llena la bocota en defensa del polakito pero ninguno hizo nada por sacarlo de la droga que su madre admite que consume,el ladero del bergoglio tampoco hizo nada pero todos ellos usan a toda esa gente para obtener sus fines

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *