Un gas con muy mal… olor!!!

Israel RabinowiczIsrael, negocios disfrazados bajo la palabra seguridad.

Estas líneas están escritas a 10 mil metros de altura, si las letras no salen parejas, niveladas, es señal de que el avión se sacudió, algún pozo de aire…

Estoy regresando de un muy corto viaje a España a donde llegué invitado a dos disertaciones, yo las denomino en un idioma más íntimo como charlas entre amigos, a mis casi 76 años no dejo de agradecer a Dios por permitirme disfrutar de una etapa de la vida que es como un volver a nacer, también agradecer a los organizadores y asistentes, fundamentalmente a éstos últimos, por lo que conozco rápidamente se completó el cupo máximo de inscriptos que abonaron 300 euros para asistir, escuchar una presentación mía de 45 minutos y otra hora de preguntas y respuestas. El dinero es importante, hay momento en que la satisfacción personal es muy superior a los honorarios percibidos.

Entre los asistentes Directores de grandes empresas y grupos económicos, prestigiosos profesionales que en plena campaña electoral en España, para más con el debate televisivo Rajoy-Sánchez como fondo, concurrieron para escucharme y que al final se quedaron dialogando e intercambiando tarjetas personales suministrándome sus teléfonos directos y personales a los que muy pocos tienen acceso, un verdadero privilegio, todos intentando descifrar o entender un futuro al que ven muy complicado, todos ellos saben que gran parte de ése meridiano pasa por Oriente Medio y especialmente por Israel, por ello las invitaciones que recibí para exponer sobre mis lecturas del panorama futuro, gran preocupación por los temas económicos, espero haber colaborado a esclarecer ideas, seguro que tranquilidad no les aporté, al contrario.

En estos mismos momentos, pero en tierra, Netanyahu, quien además de Primer Ministro tiene 4 ministerios a su cargo, como Ministro de Economía está firmando la resolución final por la cual se otorga toda la cobertura legal para que las empresas gasíferas garanticen por largos 10 años sus abultadas utilidades, un negocio monopólico que solo un mago como Netanyahu pudo cerrar, los opositores nada pudieron hacer salvo manifestarse a través de la prensa y algunas manifestaciones para decir cosas que ellos mismos no entendían.

Las compañías explotadoras de los yacimientos en el Mar Mediterráneo cercanos a las costas israelíes exigían al gobierno condiciones propias de aquellos que tienen en sus manos el poder de la exclusividad, garantías de precios muy superiores a los del mercado internacional, una rentabilidad extraordinaria que amortizaba sus inversiones en menos de 3 años, insólito.

Son casi 3 años que se vienen comprando conciencias y voluntades intentando cerrar un acuerdo que les brinde tranquilidad y seguridad jurídica y económica, los costos obviamente a cargo de la población, hoy dicho proceso terminó por cerrarse definitivamente.

Desde su descubrimiento, el gas ayudó a Israel a construir puentes económicos y políticos con sus vecinos, algunos de los cuales necesitan energía.

Este último punto, el geopolítico zonal, es el que permitió a Netanyahu sortear le negativa del Director General de la Autoridad Antimonopolios de Israel, Prof. David Giló, quien por tal razón en su momento renunció a su cargo, un gran debate público se abrió, pero cuando el negocio supera los 300 mil millones de dólares no existe nada ni nadie que lo pueda frenar.

Es conocido que en Israel todo lo que tiene que ver con seguridad tiene prioridad y tratamientos especiales, el silencio y el misterio es parte del mismo, al tema del gas se lo disfrazó bajo dicha cobertura con la intención de esquivar, sobrevolar a todos los impedimentos previos.

En el medio potenciales contratos de exportación con Jordania, Egipto, Turquía y otros por más de 100 mil millones de dólares, detrás de ellos se introducían los argumentos de política y seguridad con los que se pretendía superar los escollos jurídicos y parlamentarios.

El descubrimiento de los yacimientos de gas en Egipto, se dice que sus reservas son muy superiores a las de Israel, en un segundo destruyeron, derribaron una torre de planes y proyectos que hasta ayer era de la más sólida.

Netanyahu como Ministro a cargo del Ministerio de Economía, para cumplir con la ley debió exponer ante la Comisión Parlamentaria, demostró que en inteligencia y habilidad está a años luz de cualquier otro político, se presentó con una preparación técnica a fin de responder ante cualquier pregunta imprevista, todos debieron reconocer que los sorprendió con la seriedad que expuso, había satisfacción en sus gestos porque estaba gozando con las debilidades ajenas, nadie entendió nada de las explicaciones técnicas ni geopolíticas, dialécticamente tiene la capacidad para que lo inscriban en el Libro Guinness como el mejor vendedor de aire, que para más se lo compran, sin esfuerzo alguno se ganó el derecho.

Tierra Santa y su especial aire producen milagros, ministros, parlamentarios, periodistas y formadores de opinión pública, economistas, medios de difusión y muchos otros se acuestan con la opinión contraria al monopolio de las compañías de gas y se levantan con un discurso diferente, para suerte de todos ellos a partir de hoy todo ello ya será historia, el tema está definitivamente cerrado aunque algunos como última opción amenacen con recurrir a los tribunales de justicia.

Desde mi niñez, la natural y brillante inteligencia de mi papá grabó en mi retina algunos refranes que él sabía utilizar, uno de ellos dice, “az me schmird, fortmen” que traducido significa, cuando se lubrica, cuando se pasa aceite, todo circula y se mueve mejor, cuando el negocio es de más de 300.000.000.000 de dólares hay suficiente aceite para lubricar.

Hasta la próxima.

Dr. Israel Rabinowicz

Desde Israel

contacto@tiempoisrael.com

Facebook: www.facebook.com/israel.rabinowicz

3 comments for “Un gas con muy mal… olor!!!

  1. Mohamed Yusul ex Isaias Rabinovich
    16/12/2015 at 9:00 PM

    JAJA los tres primeros parrafos son dignos de una vanidad y ego equivalente a los de Cristina…y eso es mucho !!

  2. mari
    18/12/2015 at 9:18 AM

    El asesino del pueblo de palestina es tan lucido que ahora va a tener más dinero para seguir matando al pobre pueblo palestino y jodiendo al resto del mundo incluida Argentina ,también va a tener más dinero para segir pasando las viejas películas del holocausto para demostrar lo que sufrió el gran pueblo judío elegido por su diosito jehova y que nadie generación tras generación olvide su sufrimiento y se conduela de ellos
    El dolor de ellos existió y fue horrible pero ahora por su maldad para con todos los pueblos no judíos ese dolor ya no es compartido por el resto del mundo Tanto dolor les podía haber servido para ser mejores humanos Toda su historia está llena de crímenes y después pretenden que los creamos víctimas.Matán niños indefensos ,destruyen sus casas ,etc .Que diferencia hay entre el dolor del pueblo palestino con el dolor de los judíos con el criminal hitler?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *