Ojo con la guadaña

harvest-scythe

Como ya sé que abundan los fanáticos que no entienden razones, doy por supuesto que alguno de ellos saldrá a roerme los tobillos, bautizándome como un nuevo émulo de la Gata Flora.

Asumiendo ese riesgo, necesito pedirles algo a los integrantes de este nuevo y fecundo equipo que hoy, bajo el mando descentralizado de nuestro Presidente (ahora sí con mayúscula), está en plena tarea de desbrozar la maraña de injusticias, acomodos, oferta sin límite ni pudor de cargos en el Estado para premiar lealtades oscuras, nepotismo generalizado y proliferación de conchabos, todos pagados por nosotros, los boludos de siempre, que cumplimos con nuestras obligaciones como contribuyentes.

Ese algo es que no usen la guadaña, muchachos.

Las herramientas más aptas para hilar fino y cortar las malezas que infectan la quinta es la tijera o la hoz. Y así y todo, hay que tener cuidado, porque se pueden cometer injusticias irreparables de tanto cortar y cortar con los ojos vendados o utilizando una herramienta grosera.

Me parece genial que se acabe de una vez por todas con los famosos ñoquis y los cargos de favor repartidos de a miles por la agrupación del famoso tío al que Perón corrió de un cachetazo. Casi siempre poniéndolos en manos de inútiles o gente no capacitada para ejercerlos y como puntas de lanzas para entorpecer y encarajinar al nuevo gobierno.

Esa suerte de lotería de última hora de aquel pasado 2015 en el que miles y miles de militontos de La Cámpora ingresaban de a decenas y se reproducían como conejos en primavera en los puestos más insólitos y variados… Y cuando el puesto no existía, lo inventaban.

Tenemos sobradas noticias de los desastres de Aerolíneas, la Casa de Moneda, el Senado de la Nación y muchos otros organismos e instituciones copadas por las huestes de Atila, transmutada en Nefertiti, con quiebres arrabaleros por obra y gracia de la reencarnación, como para que sea necesario abundar en detalles.

Pero el desmalezamiento debe ser con cuidado, para no cometer injusticias con gente que nada ha tenido que ver con la fiebre invasora o con gente que simplemente está en el lugar equivocado en el momento ídem.

Es fácil agarrar la guadaña en medio del campo de trigo maduro y hacer una carnicería pretendiendo erradicar los yuyos malos que salen aquí y allá.

Tienen todo el tiempo del mundo como para desbrozar una por una las malas hierbas, antes que transformar la fecunda tarea en una caza de brujas, blandiendo el arco y las flechas con punta de plata.

Y no olviden el valor del ejemplo.

Suena bastante feo que pontifiquemos sobre el tema y algún ministro de la Nación acomode a su novia o que la señora vicepresidente ascienda a su prima.

Recuerden que todos los que pusimos nuestra papeleta en la ranura maravillosa de la caja de cartón, para que ustedes vengan a administrar este país y a concitar nuestro apoyo para hacerle recuperar el papel que nunca debió de perder, creímos a rajatabla todo lo que nos prometieron.

Y entre esas promesas estaba la de administrar el Estado con total imparcialidad y dando siempre el ejemplo.

Me parece que en algunos casos se les fue la mano y, en lugar de buscar la tijera, manotearon la guadaña sin complejos y arrasaron con muchas espigas de trigo junto con pocas malas yerbas.

Se ha quedado sin laburo gente que nada ha tenido que ver con el gobierno anterior. Gente que cumplía con sus obligaciones sin anteponer militancia alguna y con la idoneidad necesaria para ello.

Y me temo que los han rajado como a perros y sin analizar cada situación.

Con la guadaña no, muchachos.

La acción es la acción, pero no es bueno ni edificante medir a todos con la misma vara y hacer actuar como si La Mole Moli se pusiera a bailar El Lago de Los Cisnes dentro de una cristalería.

¿Qué me pregunta usted allí abajo?

¿Con qué derecho critico?

Con el derecho de haberlos elegido, con el derecho de cumplir con todas y cada una de mis obligaciones como ciudadano y haber utilizado esta digna tribuna para denunciar cada uno de los atropellos cometidos en estos doce años de oprobio institucionalizado, disfrazado de gobierno nacional y popular.

Porque les entregué y aún sigo haciéndolo, toda mi fe y mi esperanza, porque creo en ustedes y quiero seguir creyendo.

Pero no claudico en mi derecho de opinar, ni de criticar si algo me parece mal.

Si así fuera, sería más de lo mismo.

Jacinto Chiclana

Share

14 comments for “Ojo con la guadaña

  1. ALBERTO BAS
    05/02/2016 at 1:23 PM

    MUY BIEN APUNTADO, DON JACINTO.
    PERO HAY QUE TENER CIUDADO, PUES LAS BESTIAS TIENEN MIL RECURSOS PARA MIMETIZARSE DE HONESTOS.

  2. Armando Lio
    05/02/2016 at 1:31 PM

    Es simple. Concursos en todas la reparticiones públicas a todos los que entraron los 4 últimos años. No queda ni el 20%.

  3. noca
    05/02/2016 at 1:32 PM

    Muy buen comentario! gracias.

  4. estercita
    05/02/2016 at 2:31 PM

    Deberìa crearse una Escuela de Administradores de la Funciòn Pùblica. Con 3 años como mìnimo de cursada.
    Para alumnos recièn salidos del secundario y como curso de post grado para profesionales.

    Y ningùn polìtico deberìa poder nombrar ninguna persona allegada o pariente durante su paso por la gestiòn pùblica.

    Desde ya que con las limitaciones y el estudio de lo mencionado .Una Ley cuyo espíritu sea lo mencionado podrìa ser una soluciòn para el nepotismo ascendrado que evidencia La Argentina de las ùltimas dècadas

  5. el pampa
    05/02/2016 at 3:45 PM

    Ud.pensó cómo hacer tortilla sin cascar los huevos? si conoce el método le ruego me lo pase.Con respeto lo saludo.

    • Jacinto
      05/02/2016 at 4:24 PM

      Los huevos hay que cascarlos. Es irremediable.
      Pero si usted va a hacer una tortilla de 12 huevos, de esas tipo españolas, de buen espesor y con algún chorizo colorado inscripto, no hace falta que casque 24 huevos para luego tirar los que le sobran.
      Para decirlo de otra manera, si el cirujano debe operarlo de un testículo, el tajo no debería comenzar en la garganta. ¿No le parece?

      • ......
        05/02/2016 at 4:42 PM

        En este pais a muchos lo operaron de la garganta por el tujes. Y ademas quedaron para el traste. jajaja.

  6. estercita
    05/02/2016 at 4:55 PM

    Ingreso a la Administraciòn Pùblica por concurso.
    Y prohibiciòn de nombrar empleados o funcionarios parientes o allegados durante la gestiòn de cualquier funcionario Polìtico.

    Podrìa analizarse en una Ley necesaria,la que tendrìa que contar con limitaciones desde ya.
    Que el empleado designado por funcionario polìtico- si los hubiere- se va con quien lo designo, al concluir sus funciones.
    Esto , si no fuera necesario al desenvolvimiento del Estado.

    Parece algo complejo , y deberìa tratarse en profundidad pero yo. Sinceramente, no veo otras solución para este problema.

  7. Javierferrero
    05/02/2016 at 6:54 PM

    Estimado Jacinto

    Es probable que se cometan algunas injusticias. Siempre ocurre. Pero no es cierto que no haya apuro. Todos los ñoquis son militantes y hay que debilitar a los KKs antes de que empiecen los problemas

    Es ABSOLUTAMENTE injustificable que los nuevos nombren o asciendan a parientas o parientes. Tienen que ser echados (los parientes y quienes los nombraron) para comenzar a tener un pais mejor. Pero es dificil que ello suceda. Si conseguimos avanzar algunos pasos, ya tendremos oportunidad de mejorar otro poco mas adelante. Pero tenemos que dejar los fanatismos y hacerle saber a los nepotistas que estan MUY EQUIVOCADOS

    • Jacinto
      05/02/2016 at 7:40 PM

      Estimado Javier
      Les pongo todas las fichas a pleno…..pero no olvido que la teoría del “mal menor” o el “roban pero hacen” a lo largo de muchos años nos llevó a lo que experimentamos hasta hace muy poquito tiempo.
      Se que a veces puede parecer difícil enderezar todo de golpe, más aun cuando el mal ejemplo cundió en nuestro país como epidemia sin control.
      No olvidemos que así empezaron allá por el 2003, avasallando y rompiendo varias cristalerías…hasta que se nos transformó en costumbre.
      Por otra parte, estoy convencido que estos errores con el despido de gente que no lo merece, son producto de la descentralización .
      Creo en el ejemplo como herramienta educadora, por eso no me gusta que se borre con el codo lo que la mano escribe.
      Esperemos que se modifique la cuestión.

  8. el astrolabio de mario, no perdamos el rumbo.
    05/02/2016 at 9:46 PM

    Don Jacinto
    No me quedo muy en claro que es lo que quiso decir, la verdad.

    En mi caso personal creo que mientras el Estado, no pueda dar una asignaciòn básica universal .Para quien no tiene ningùn tipo de ingresos. Y que hay muchos por cierto en esa situaciòn.
    La existencia de un solo “ñoqui” en el Estado ,y que soportamos entre todos a travès de los impuestos. Es una injusticia manifiesta.
    Cuanto menos.

  9. el astrolabio de mario, no perdamos el rumbo.
    05/02/2016 at 10:06 PM

    No parece justo que alguièn por- no -ser “amigo de” , “hombre del riñon de” , ” amigo o pariente o amante de” . Aunque tenga mas de 50 o 60 años y no tenga trabajo se tenga que “rebuscar” como puede.
    Y otro disponga de un sueldo mensual – como “ñoqui- de 20 , 30, 50 o 60.000 pesos por mes ,vacaciones ,aguinaldos y etc..
    Por el solo hecho de cumplir con algunas de las condiciones mencionadas.O por una cuetiòn de “clientelismo polìtico”.
    Si hay una emergencia laboral, se deberà pensar seriamente en alguna alternativa asistencial.
    Pero esta debe ser para t o d o s y de manera igualitaria.
    Seguramente lograrlo no serà fàcil.
    Pero si queremos funcionar como un Estado moderno.Al menos se tendrà que intentar.

  10. el astrolabio de mario, no perdamos el rumbo.
    05/02/2016 at 10:20 PM

    Con el solo sueldo , sin contar otros gastos a cargo del Estado.
    De un “ñoqui” que cobre 30.000 pesos por mes.

    Se pueden repartir 10 planes asistenciales de 3.000 pesos.
    A quièn realmente lo necesite.

    Y sobrarìan -del aguinaldo – 30.000 pesos por año.
    Para repartir en ùtiles a alguna escuelita pobre.O insumos bàsicos para alguna salita de primeros auxilios.

    ¿Para pensar ,no?

  11. 07/02/2016 at 1:08 AM

    Estimado don Chiclana (apellido prócer, ¿no? – nada que ver con Parque Patricios), “los que pusimos nuestra papeleta en la ranura maravillosa de la caja de cartón” lo hicimos porque para ganar un juego hay que seguir las reglas del juego.

    Pero la democracia por partidos se inventó para expoliar al pueblo. Por favor, ayúdenos para capacitarlos a todos y terminar con ella.

    Atentos saludos de madrugada,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *