¿Hacia un gobierno de DNU? Ni el macrismo ni el peronismo quieren acordar

El gobierno nacional presentó esta semana el proyecto de presupuesto 2018 y ya se sabe que, si al presidente Macri nunca le gustó un pacto de la Moncloa, mucho menos ahora, después del triunfo en las PASO y el que obtendrá en octubre. En tanto, los gobernadores y los diputados de sus provincias confluyen a un solo bloque, donde se integrarán los diputados de Massa, De la Sota y Das Neves, que constituirán un bloque de poco más de 70 legisladores que será la segunda minoría y que podrían negociar una reforma impositiva pero nunca una laboral o jubilatoria, en cuyo caso no habrá ningún pacto de gobernabilidad sino que el gobierno nacional deberá gobernar por medio de los DNU, ya que el nuevo bloque peronista pagó caro su apoyo a la gobernabilidad macrista en las últimas elecciones, donde obtuvo más rédito el cristinismo, que se dedicó a poner palos en la rueda durante dos años.

En efecto, en su intento de imponer una reforma laboral y jubilatoria, el gobierno tendrá una rotunda negativa del peronismo de los gobernadores y así como Macri no quiere negociar más con Sergio Massa, se le hará más difícil negociar con los gobernadores con la amenaza de Vidal de reinstalar el fondo del conurbano o de bajar la alícuota del impuesto a los ingresos brutos, principal fuente de financiamiento de los gobernadores, por lo cual a Macri le queda un solo camino: hacer la gran Menem, es decir, gobernar mediante los DNU que, si bien pueden ser volteados por la mayoría opositora, es muy difícil que el nuevo bloque peronista vote junto al cristinismo -que tendrá 60 legisladores- el rechazo a los DNU, de forma que, como quieren Macri y los gobernadores, no habrá pacto de gobernabilidad y el problema pasaría al presidente, quien tendrá que gobernar sin acuerdos, aplicando el palo y guardándose la zanahoria, con los riesgos que esa política de confrontación traiga para la democracia del país. Pero así lo quiere el neogorilismo que encarna el Cambiemos actual.

Guillermo Cherashny

Share

9 comments for “¿Hacia un gobierno de DNU? Ni el macrismo ni el peronismo quieren acordar

  1. ERUERU
    21/09/2017 at 8:09 AM

    NADA DE NEGOCIAR CON LOS CORRUPTOS QUE GOBERNARON LA ARGENTINA EN LAS ULTIMAS DECADAS. BIENVENIDOS LOS DNU SI SON NECESARIOS PARA CAMBIAR EN SERIO

    • Luis Biotti
      21/09/2017 at 8:33 PM

      ¡TOTALMENTE DE ACUERDO!

  2. TERO TERO
    21/09/2017 at 9:47 AM

    ERUERU….VIVA LA DEMOCRACIA CARAJO…..AHORA SI VAMOS CAMINO A VENEZUELA !!!! antes teniamos a la chorra Kretina y sus amigotes…todos sueltos, o semisueltos (para la gilada) porque en realidad lo choreado lo siguen manteniendo. Sino, el Mauri y amigotes de kambiemos, serian denunciados….Viste? Al final, casi casi la misma kka con distinto olor.
    VAMOS RODANDO PARA ABAJO….VENEZUELA LOS ESPERA…..

  3. Javierferrero
    21/09/2017 at 10:14 AM

    El PRO lleva mas de 10 años negociando en la Legislatura porteña con la oposicion.

    Los gobernadores no pueden confrontar porque quieren gobernar sus provincias y ser reelectos. Por lo tanto habrá acuerdos en la mayoria de los temas.

    Todos necesitan dinero. Tambien necesitan obras. Todo se negocia

  4. No soy tu putx ex-Carla Fridman
    21/09/2017 at 10:20 AM

    Después de desalojar al PT del gobierno, la derecha en Brasil va por todo. La reforma laboral eliminó de un plumazo logros históricos de los trabajadores. Ahora, un fallo judicial autorizó los tratamientos psicológicos para la cura de la homosexualidad. Orlando Silva, diputado del Partido Comunista, presentó ayer una queja contra el juez Waldemar Claudio Carvalho, quien habilitó la aplicación de estas terapias de “reversión sexual” que están prohibidas por el Consejo Federal de Psicología que las considera una violación de los derechos humanos.

  5. Anarcapiyalista
    21/09/2017 at 2:14 PM

    Valija, mata legislador. Así de simple.

  6. perdomo
    21/09/2017 at 3:04 PM

    Donde existe una corrupción casi imparable todo se aprueba, todo se aplaude.

  7. 21/09/2017 at 5:17 PM

    No me cierra la línea argumentativa de Cherashny, es una deducción linear basada sobre una única hipótesis inicial: A luego B luego C. Muy simplista y basta con poner en causa la primera hipótesis para que caiga toda la cadena deductiva (Guillermo te conozque que podés mejor que eso). La hipótesis inicial de Cherashny es “el peronismo no-K colaboró y perdió; los K pusieron palos en la rueda y ganaron”. / El peronismo no-K perdió es un hecho, pero de dónde surge que es por haber colaborado? Hay muchas más causas. 2da parte: los K pusieron palos y ganaron: no cierra. El peronismo K ganó? Muchos análisis demuestran que perdió como en la guerra. // Ergo: colaborar = perder se cae como hipótesis inicial y con ella toda la cadena deductiva monocausalista construida. Guillermo: un poco mejor por favor. / Popi, primo de Marcos nos conocemos de los 70. Saludos de Alemania.

  8. Luis Biotti
    21/09/2017 at 8:36 PM

    El peronismo nunca quiso acordar nada para el buen gobierno de la República.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *