“Gobernar es explicar”

La Argentina vive de crisis en crisis, Juan Carlos De Pablo sostiene que la Argentina no tiene ciclos, tiene ciclones. Es cierto. Y en medio de uno de ellos, con el Presidente en Nueva York acompañado por su Ministro de Hacienda y Finanzas, Luis Caputo presidente del BCRA*, renuncia.

Luis Caputo, el nominado presidente del Banco Central de la República Argentina, renuncia. Justo cuando Macri, Dujovne y comitiva, tratan, intentan convencer al FMI, a los banqueros, a Wall Street y a los mercados, que la Argentina es un país serio, previsible y confiable.

¿Cómo creerles? Imposible. Se sabía que Caputo no estaba de acuerdo con el acuerdo firmado por Sturzenegger con el FMI, él quería autonomía absoluta (como lo indica la constitución de BCRA), el FMI no estaba de acuerdo con la venta indiscriminada de reservas, llegado el caso. Dicen.

Caputo y el FMI no acordaban, el FMI nos era imprescindible, Caputo, no. ¿Pero tenía que renunciar justo en el momento en que lo hizo? No es serio, es desprolijo, huele a venganza. Es triste y feo. Y los argentinos estamos esperando una detallada explicación de porqué pasó lo que pasó.

De eso, nada. Como si hubiese sido un hecho aislado, que no tiene nada que ver con la crisis económica /financiera/cambiaria que sufre el país. Cuando la imparable inflación de Brasil, que heredó el presidente Itamar Franco (1992-1994), siendo su ministro de Hacienda Fernando Henrique Cardoso, éste recorrió Brasil, los 26 estados, explicando el Plan del Real.

En cada estado, en cada ciudad, en cada pueblo, empezaba diciendo: “Gobernar es explicar”. Fernando Henrique es sociólogo, entre otras cosas, conocía a la gente, lo que la gente necesitaba. Para comprender, primero hay que explicar, para pedir sacrificios, primero hay que explicar.

El Plan del Real era toda una revolución, no pedían un préstamo al FMI. Era un plan que iba a cambiar no sólo la moneda (antes cruzeiro), iba a cambiar la estructura económica del Brasil. Se puso en marcha en junio de 1994, fue un éxito con la baja de la inflación y con el resto. Fernando Henrique fue presidente desde 1995 hasta 2003, le ganó 2 veces a Lula.

Cardoso EXPLICABA. Es lo que necesitamos. Explicaciones verídicas, simples, detalladas. Necesitamos saber. Somos los dueños del país, el gobierno es sólo un administrador elegido por nosotros para cumplir una función gerencial por 4 años, si lo hace bien, puede que por otros 4.

A este paso, los otros 4 posibles años de gerenciamiento, se alejan muy rápido. No somos niños a los que hay que ocultarles las cosas. Si tienen problemas dentro del gabinete, es normal con tanta gente. Porque nombrar secretarías en vez de ministerios, sin cambiar a los personajes que las manejan, es maquillaje para infantes, y no lo somos.

Es cierto que reconocen sus errores, que son muchos. No mienten, dicen la verdad. Pero no explican casi nada y cuando lo hacen, lo hacen sin ganas. Un gobierno sin mística no convence. Y necesitamos que nos convenzan. Necesitaos conocer el cómo, el qué ya lo sabemos.

Todos los gobiernos quieren gobernar bien, pocos lo hacen en la Argentina. Todos quieren pobreza cero, todos quieren una economía sana y fuerte, alejada de los sacudones del exterior, todos quieren un pueblo feliz, pero este gobierno no nos explica cómo lo piensan conseguir.

Heredaron un país destruido, no lo explicaron. Se equivocaron muchas veces, lo reconocieron, pero no explicaron los errores. Hacen mucha obra pública, no lo explican lo suficiente. Se exporta carne, gas y petróleo, un éxito rotundo, no lo explican. Aumentan todo el tiempo los subsidios, particularmente la AUH*, puede que sea necesario, pero no es la solución.

Las soluciones pasan por educar más, distinto y mejor. Bajar los impuestos (y los suben), generar trabajo en blanco y bajar los subsidios, dar seguridad (falta), combatir el narcotráfico (no es suficiente). Hay que solucionar los problemas estructurales que destruyen la republica desde hace demasiados años. Soluciones, no parches.

Es pedir mucho, pero Macri se sintió capaz de hacerlo cuando se candidateó a presidente. La gente le creyó, lo votó en el balotaje y lo reconfirmó en las legislativas. Debe explicar hacia dónde vamos, porqué se eligió ese camino y como vamos a recorrerlo.

La gente entiende, si se le explica. Sabemos que vendrán tiempos más difíciles. Necesitamos saber el por qué y cómo lo solucionarán. Hacia dónde, por qué y cómo. Gobernar es explicar.

Malú Kikuchi

* BCRA: Banco Central de la República Argentina

* AUH: Asignación Universal por Hijo

Share

12 comments for ““Gobernar es explicar”

  1. LACHO
    30/09/2018 at 3:26 PM

    “No nos van a amedrentar”, fue el título de la publicación del hijo del padre, en donde cuenta que una pareja a la que visitó el miércoles en su pizzería de Escobar, que tampoco se conoce la ubicación, empezó a ser atacada en las redes. “Mensajes con lenguaje de odio deseándoles que les vaya mal, insultos, y textos humillantes dirigidos a esta pareja que sólo quiere trabajar y crecer con su propio negocio”, escribió. “El único antídoto ante este veneno social que persigue inocentes es mantenerse unidos. Tenemos que aislar a las personas envilecidas que buscan el fracaso de los demás”, continuó el protagonista de este teatro presentado como “casual”. Podría interiorizarse que “el Odio tiene su mejor venganza: la sonrisa; no es hipocresía, es elegnacia”.
    Lo nuevos pizzeros, Verónica Krieger y Federico Nicotra, trabajan actualmente como periodistas en relación de dependencia para la Superintendencia de Riesgos del Trabajo. Es decir, que trabajan en la gestión de Macri, cobrando de nuestros impuestos ingresados al estado. O sea, como ñoquis, porque si tenés un emprendimiento hoy día, ello demanda abocarte a full en él, si se querés durar un mes. Muy penoso es que cumpliendo con ese requisito, hay pizzerías históricas y famosas que ya están pensando en cerrar.
    No se puede creer que nadie se percate que los concepto que usa el hijo del padre: “el único antídoto ante este veneno social que persigue inocentes es mantenerse unidos. tenemos que aislar a las personas envilecidas que buscan el fracaso de los demás” son de mi lucha, el libro de Adolf Hitler.
    Los daños graves a los gobiernos no suelen provocárselo los opositores, sino sus fanáticos. Una horda de trolls y voceros desequilibrados cruzan las redes sociales y el debate público. El hijo de padre, no necesita estas ayudas de los que “defienden todo”, que además dañan su prestigio. De Corach a Fernando Iglesias, pasando por Aníbal, se fue perdiendo densidad política y sumando grosería. El hijo de padre no lo necesita; ponderación, paciencia, mesura, eso hace al corazón de los gobiernos desarrollados que el hijo especial de Franco admira. Que por cierto, no tienen ejércitos de trolls ni periodistas militantes a su servicio. La intolerancia alentada desde el poder abre la puerta a los peores demonios. Debatir con serenidad temas complejos: como la manera en que combatimos la corrupción con eficacia, mientras mantenemos el DEBIDO proceso y EVITAMOS la venganza judicial; o como balanceamos libertad de expresión y periodismo responsable; gestión eficiente con procesos de controles; hacen a la ESENCIA de una democracia
    madura. El Gobierno debería ser el primero en alarmarse ante la expansión del marco cultural de la GRIETA, que fue uno de los tres pilares de promesas proselitista. Pero hoy, sus gurues de comunicación persiguen brutalizar, a una sociedad que necesita -sobre todo- ejercitar la tolerancia. Esos, están fascinados con el blindaje mediático que les ofrecen algunos periodistas, que se convirtieron en todo aquello que criticaban. Mala idea, nada bueno ocurre nunca cuando los gobiernos eligen celebrar a los ultras, en vez de identificar en ellos, la semilla de su propia decadencia. El “pibe” tal vez crea que esa maquinaria disciplinadora es un mal necesario, mientras intenta concretar la transformación cultural del país. Puede ganar AUTORIDAD Y CONFIANZA aplicando su poder político para terminar con los trolls como política de Estado y moderar a sus periodistas militantes. Entonces llegarían a él la críticas constructivas y no el diario del lunes.
    De qué dependerá la confianza?, no dependerá de “decir la verdad”, todas las PROMESAS fueron mentiras para ganar la elección. Ni dependerá del triunfo en bajar la inflación, “…que según él “demuestra tu incapaciad para gobernar”. Alguien que mintió en todo y fracasó en “lo más fácil” debe revertir lo que hasta ahora aplicó, si quiere cambiar este nivel de confianza. Ya es tiempo que se asuma las causas de propia generación. Pero lamentablemente se convirtió en el secretario privado de Cristine. Hoy, sólo se hace ciego, el que no quiere ver.
    “Mira de cerca el PRESENTE que están construyendo, debería parecerse al FUTURO que estás soñando”. “El EJEMPLO no es la MEJOR forma de enseñar, es la UNICA”.

    • Julie
      30/09/2018 at 8:19 PM

      Los comentarios que me anteceden son, a mi juicio, correctos y algunos con propuestas dignas para el bien del pais y no del oportunista de turno que nos gobierne. Lamentablemente sra. Kikuchi, no es suficiente que el gobierno de las explicaciones necesarias en el momento oportuno, no como dice un dicho español: ” no se puede arreglar el trapo a toro pasado” (se entiende que si lo hace despues, ha perdido la oportunidad y seguramente estara herido a muerte.
      No se puede seguir con el juego de errores y posteriores enmiendas. Lo que el pais necesita es IDONEIDAD, VOCACION DE SERVICIO, SOLIDARIEDAD Y EMPATIA, entre tantas otras virtudes necesarias y que nuestros gobernantes NO POSEEN.
      Es cierto que el actual gobierno se encontro, fundamentalmente en la parte economica con un desastre y NO QUISO intentar arreglar desde el primer momento. Tampoco explicaron fuerte y claro cuales eran los problemas que se debian resolver. Uno de ellos eran las LEBACS, que en vez de desarmarlas (como hasta ahora impone el FMI) las profundizaron porque los mismos funcionarios que contaban con informacion importante (visto que ellos eran los que dirigian las normativas) LAS APROVECHARON EN BENEFICIO PROPIO y asi aumentaron en manera exponencial la deuda publica. Este es UNO de los motivos de nuestras desgracias. Ahora la ayuda del FMI servira unicamente para pagarles a los tenedores de las LEBACS y no para mejorar la productividad del pais. Sra. Ud. sabe bien como estan las cosas y esto es solo una muestra de nuestros males agravados intencionalmente por motivos de mercantilismo puro y oportunismo. Su articulo es valido en parte y sirve como de costumbre a quitar el peso de la responsabilidad al gobierno de Macri. Ejercer un cargo publico tambien implica asumirse las responsabilidades.
      A esta altura ya nadie cree en el victimismo, sino es evidente el mal ejercicio de las funciones para las cuales han sido elegidos.

  2. petercat
    30/09/2018 at 3:52 PM

    Estoy de acuerdo que la gente necesita que le expliquen el porqué, cómo y cuando y cuánto. Eso es muy cierto.
    Pero No estoy de acuerdo con que se siga otorgando graciosamente aumentos y más aumentos a los planes para los más necesitados. Si se observa con detenimiento la composición de los grupos que asisten a las numerosísimas marchas de protesta que organizan los grupos (siempre de izquierda) veremos que particularmente las mujeres y los niños que llevan a las mismas, no parecen (por cierto) pobres o indigentes.
    Particularmente las mujeres, TODAS, no andan andrajosas, todo lo contrario. A todas las vemos bastante decentemente vestidas, maquilladas en su mayoría, cabellos teñidos, uñas pintadas, y TODAS/TODOS con sus celulares……………….Qué pasa? Tambien les estmos pagando los celulares? La mayoría de estas mujeres que por lo general realizar tareas domésticas, NO quieren saber nada de que se las blanquee, porque –argumentan– que perderían los planes…………Así, que, no nos engañemos. Por hora están cobrando mínimo $ 150. más el viatico y el almuerzo. O sea un total de entre 900 a 1.200 pesos/ día.

  3. JUAN ROBERTO FERNÁNDEZ BLANCO
    30/09/2018 at 5:42 PM

    Estimada Maú Kikuchi. Permítame sumarme a la ya imprescindible y angustiosa necesidad de salir del pantano en el que nos estamos hundiendo.
    Y permítame sumarme recordando conceptos que cimientan el progreso.
    El diccionario dice que la Política es el arte de conducir los intereses del Estado, pero no dice ni cómo ni hacia dónde. El punto clave es recordar y asumir plenamente que el Estado somos los ciudadanos integrados como consorcio soberano (esto es, compartir la suerte con el carácter de Autoridad Suprema), regidos por un reglamento de Constitución del consorcio (Constitución Nacional) en el que creamos tres instituciones subsidiarias (esto es al servicio nuestro, del Estado”) que son el Ejecutivo, el Legislativo y el Judicial. En síntesis, el Estado no es el Gobierno sino que el –mal denominado- Gobierno (debe llamarse Administración del consorcio Estado) está integrado por empleados públicos (funcionarios) a quienes elegimos para ejercer las limitadas atribuciones que les hemos delegado y responder por las obligaciones y responsabilidades asumidas al aceptar el cargo. Y es aquí donde está el núcleo del problema pues nosotros, los ciudadanos del Estado, los que generamos la riqueza y pagamos las expensas (impuestos) somos los que “mal elegimos” a nuestros empleados (funcionarios) teóricamente elegidos para “tan solo” administrar las tareas y aspectos comunes que hacen a una armoniosa y productiva convivencia, esencialmente seguridad y justicia. Del resto nos debemos (deberíamos) encargar los ciudadanos pues actuando libremente somos más eficientes y productivos sin permitir ni arriesgar nuestros recursos en manos de los que hasta ahora nos lo vienen quitando con impuestos confiscatorios para malgastarlos preservando sus inmorales y corruptos privilegios. Y para nuestra suerte o desgracia el tema radica en “saber como pueblo qué es lo que nos conviene”, qué es lo que necesitamos para multiplicar nuestra riqueza y bienestar, esto es, aquello que haga al Bienestar del Estado y no el falaz Estado de Bienestar que tantos lenguaraces prometen con maliciosa ligereza para embaucarnos en nuestra ingenuidad y trepar hacia el manejo de nuestros aportes para reiniciar el circuito mafioso de la corrupción.
    Para salir adelante necesitamos saber cómo y para qué queremos que nuestros empleados administren los recursos que cedemos de nuestra producción de riqueza a los efectos de saber descartar a los sinvergüenzas que hemos venido soportando por muchísimos años. Solo entendiendo qué es lo que nos es conveniente podremos liberar nuestras fuerzas creadoras de riqueza para cambiar las cosas. Lamentablemente el lastre del populismo ha sembrado tal grado de supina ignorancia que los predadores de los dineros públicos seducen con facilidad a los muchos que integran manadas comandadas por extorsionadores profesionales disfrazados de humanistas. Pero sumemos fuerzas y expliquemos nosotros tratando de hacer resucitaciones mentales para tratar de que un ( o muchos) Fernando Henrique Cardoso sea elegido administrador y procurar que nunca jamás le siga un Lula.

  4. AQUILES MEO
    01/10/2018 at 6:33 AM

    MUGRICIO HA EXPLICADO CLARAMENTE QUE EL ESTA PARA ENTREGAR LA SOBERANIA NACIONAL A LA SINARQUIA, DESTRUIR LA ECONOMIA DEL PAIS, HAMBREAR AL PUEBLO, DESTRUIR SUS INDUSTRIAS, IMPORTAR CADA VEZ MAS, ENDEUDAR AL ESTADO LO MAS POSIBLE POR 100 AÑOS O MAS, PERMITIR LA ENTRADA AL PAIS DE CUALQUIER LUMPEN DE CUALQUIER LADO SIRIA,VENEZUELA,SENEGAL, ETC POR EJEMPLO, PARA PUDRIR MAS LA SOCIEDAD Y CREAR MAS MISERIA, LLEGADO EL CASO REPRIMIR COMO SEA, PERMITIR LA FUGA IRRESTRICTA DE CAPITALES O SEA DOLARES MEDIANTE LA “BICICLETA FINANCIERA”, LIBERAR DE IMPUESTOS AL CAMPO Y MINERIA PARA RESTAR INGRESOS A UN ESTADO NECESITADO DE FONDOS PARA FUNDIRLO, HUNDIR LA SANIDAD Y LA EDUCACION …….O SEA CONSEGUIR LO QUE LA SINARQUIA JUNTO CON LOS TRAIDORES A LA PATRIA, LOS IMBECILES Y LA OLIGARQUIA VIENEN INTENTANDO DESDE HACE MUCHO TIEMPO…….ESTUPIDAS COMO LAUCHIKI CON SUS PANFLETOS CONTRIBUYEN A PRESERVAR LA MENTIRA Y EL LAVADO DE CEREBRO PARA ALGUNOS DESCEREBRADOS QUE SE LO CREEN……..

    • Guillermo Alejandro
      01/10/2018 at 4:06 PM

      Es correcto lo dicho por AQUILES.., como también lo son los aportes de LACHO, julie, petercat y JUAN ROBERTO FERNÁNDEZ BLANCO. Aquí no se ha expresado ningún fanático ni defensor a sueldo sino…, GENTE PENSANTE…, personas que razonan y no se tragan la fantasía de lo que “te van a dar”.., porque SABEN que nada están dando sino…: SACANDO.

      Guille

  5. AQUILES MEO
    01/10/2018 at 7:56 AM

    QUISERA AGREGAR……….MUGRICIO TENDRIA QUE RECORRER LAS PROVINCIAS Y “EXPLICAR”……
    EXPLICAR QUE DESDE EL MALDITO DIA QUE ASUMIO, ENDEUDO AL PAIS POR MAS O MENOS 135000 MILLONES DE DOLARES, PARA QUE EL PAIS SE HUNDA EN LA MISERIA EN LA CORRIDA CAMBIARIA Y SEGURAMENTE BANCARIA, Y PARA QUE EL PBI DECREZCA O SEA RETROCEDA 2% DEL PBI PARA 2019 SEGUN ESTIMACIONES INEXACTAS PORQUE SEGURAMENTE CAIGA MAS…..ESO ES LO QUE TENDRIA QUE “EXPLICAR”

  6. 01/10/2018 at 12:04 PM

    Tía Malu: Cada día más lúcida. Estupenda nota

    • Guillermo Alejandro
      01/10/2018 at 4:10 PM

      Se justifica lo que dice este muchacho, porque según el texto de la nota…, resulta que quiere quedar bien con ella porque es su sobrino.

  7. Bombastus
    02/10/2018 at 6:53 AM

    La sra. Carolina Stanley vive dentro de un frasco de pickles, dando y dando, otorgando y pretendiendo querer ser un hada buena, imitando a la una vez angelical Eva Peron, mientras daba y daba. Aca hay un monton de mujeres avivadas que nunca han salido a trabajar, con telefonitos de primera marca, con buenos zapatos y sin descuidar la buena alimentacion, mientras sus nenes usan sandalias de plastico en pleno invierno y apenas unas ropas, mal vestidos, donde las mujeres son tan vagas que llevan a sus niños a un comedor barrial y de paso comen ellas tambien….entonces que hacen con las subvenciones para sus hijos>?Se las tiran en ellas.Tienen el dia de sobra, y no hacen nada ni por ellas ni por sus hijos.No hay un seguimiento de servicios sociales donde se investigue que hace cada madre con lo que les da el estado, y hacia donde van realmente a parar esos dineros que se supone son para la mejor nutricion de sus hijos y no para maquillajes, tintes, pelucas, zapatos y alcoholes, donde se pierden y envalentonan las mujeres.En vez de atarse el pañuelo verde y pedir por derechos, que empiecen a ejercer sus derechos de ser mas madres.
    A mas de eso, la seguridad publica es un rotundo fracaso. La sra Bullrich no cuela bien los fiedos,. Deberia existir una autoridad con permiso para abrir cada maleta, cada mochila que lleva todo el mundo a sus espaldas, para verificar que no lleven armas a los piquetes, ni palos, ni fierros, ni cuchillos, porque asi es como suceden las cosas, asi es como se arman los kilombos y asi es como lastiman y matan a los guardianes del orden. Porque no hay investigacion alguna ni orden absoluto alguno. Cualquiera porta en sus espaldas desde armas blancas hasta granadas, cosa de ponerlas donde mejor les cante a la manga de revoltosos y ociosos que ni estudian, ni aportan ni trabajan, pero que si reclaman. Siendo las 10 de la mañana y saliendose de sus sitios solo para vociferar y exigir sin trabajar.
    La Sra Stanley y la Sra Bullrich, deben de ponerse para su numero, caso contrario seria mejor que le dejen esos puestos a gente avezada y experimentada en seguridad. Para el bien del que camina por las calle, es decir, por la seguridad para todos…..

  8. Jorge de San Miguel
    02/10/2018 at 10:06 AM

    Examen de conciencia.
    ¿Somos inocentes de todos los males, y los malos “gobiernos”, que nos aquejan?
    ¿No es culpa nuestra el que no tengamos explicaciones?
    ¿No tenemos ninguna responsabilidad en que los que están donde están sean lo que son, y cómo son?
    Quizás no por acción, pero ¿y por omisión?
    ¿Seguiremos creyendo en la bondad de nuestra manera de sufragar de todos estos años?
    ¿En la inocencia de quienes manejan los cómputos?
    ¿En que nuestros sufragios han sido siempre verazmente computados?
    ¡Ah, no, de eso no podemos ni debemos ni dudar!

    • LACHO
      02/10/2018 at 12:49 PM

      Proverbios bíblicos: “piensa mal y acertarás”. “Estad atento a cada instante”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *