Electrificación del San Martín: otro traspié de Dietrich con ofertas que superan ampliamente lo previsto y empresas involucradas en los cuadernos de las coimas

A fines de julio, el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, anunció con bombos y platillos que en la licitación internacional de las obras de electrificación del ferrocarril San Martín se habían presentado cinco ofertas de compañías locales y extranjeras.

Salvo para los medios oficialistas y cercanos al Gobierno que difundieron ampliamente la noticia tal como había sido redactada por la cartera de Transporte, para los especialistas y conocedores del sector ese anuncio generó muchas dudas e interrogantes porque en ningún momento los funcionarios dieron a conocer quiénes eran las empresas interesadas y cuáles fueron los montos de las ofertas.

A poco más de un mes de esa movida y en medio de la tensión cambiaria que llevó la cotización del dólar por las nubes salieron a la luz los datos claves que habían sido omitidos y que -tal como se sospechaba- no eran favorables para el “relato” positivo que busca imponer la administración macrista con el fin de tapar sus reiterados errores de gestión y mala praxis ejecutiva.

Lejos de acoplarse a las previsiones de los técnicos de Transporte, las ofertas en juego resultaron entre 70% y 106% más caras que el valor asignado para las obras en el presupuesto oficial.

A ese “desacople” económico entre los cálculos oficiales y las cotizaciones de los oferentes -que vale destacar que habían sido definidas en los días en que el dólar cotizaba alrededor de los 25 pesos- se sumó otro detalle relevante.

Formando parte de los grupos oferentes aparecen cinco empresas que están vinculadas con la causa judicial de los “cuadernos de las coimas” por los sobornos y aportes ilegales que se pagaron durante la época kirchnerista.

Se trata de las constructoras Roggio, Emepa, Supercemento, Dycasa y Chediack, cuyos dueños y directivos quedaron comprometidos por las anotaciones del ex chofer Oscar Centeno, las declaraciones del ex titular de la CAC, Carlos Wagner y los dichos del ex timonel del Occovi, Claudio Uberti.

Frente un presupuesto oficial de 8.718 millones de pesos, la oferta más baja para las obras de ingeniería de la electrificación del San Martín correspondió al consorcio integrado por la local Supercemento, China Railway International Croup y China Señal & Comunicación Ferroviaria Internacional. Su oferta fue de 14.783 millones de pesos, un 70% más que lo había estimado el Gobierno.

En segundo lugar y con una oferta de 15.521 millones de pesos -78% por encima del presupuesto oficial- quedó el grupo conformado por China Railway Construction Corporation Limited, Chediak, Eleprint y Ocsa.

A continuación se ubicó la UTE de Roggio, Emepa y Siemens, con una oferta de 16.085 millones de pesos que fue 84% más elevada que la suma fijada por los técnicos de Transporte.

En cuarto lugar se encolumnó el consorcio de SACDE, Alstom y Zonis con una oferta que casi duplica el monto oficial: 17.300 millones de pesos.

Y cerrando la grilla quedó la sociedad de Dycasa y Astalda SPA con una oferta de 18.018 millones de pesos que superó en un 106% el presupuesto original de los funcionarios macristas.

Por el marcado error en el cálculo presupuestario y el fuerte recorte que se avecina en las partidas destinadas a las obras de infraestructura, lo más probable es que el inicio de la electrificación de la línea San Martín que une Retiro con Pilar se postergue hasta 2020.

Si bien parte del proyecto cuenta con financiamiento del BID, la porción de recursos que debe aportar el Gobierno no está garantizada, al igual que los fondos necesarios para llevar adelante las otras dos grandes licitaciones del plan de modernización ferroviaria que van de la mano de la electrificación del San Martín.

Se trata de la megaobra de la Red de Expresos Regionales (RER) y la compra de 1.500 nuevos coches eléctricos de pasajeros para renovar todas las flotas de los servicios urbanos.

Ambas licitaciones se encuentran congeladas hasta nuevo aviso por el impacto de la crisis cambiaria, la estampida del riesgo país y la falta de financiamiento para las constructoras, empresas de ingeniería y fabricantes de trenes que están en condiciones de encarar esa clase de obras y suministros de equipos.

Antonio Rossi

Share

26 comments for “Electrificación del San Martín: otro traspié de Dietrich con ofertas que superan ampliamente lo previsto y empresas involucradas en los cuadernos de las coimas

  1. Orejano
    01/09/2018 at 9:07 AM

    El relato siempre presente…la soberbia e inutllidad de la bandita del señor de las ovejas es pasmosa.

    Todos involucrados en las coimas, como no podía ser de otra forma, puesto que de eso han vivido y así han hecho su fortuna.

    Hay que detener toda obra pública hasta que no se aclare el tema del club de la coima y se definan nuevas formas de contratación y ejecución.

    Es más barato pagar subsidios por un año a los empleados operativos de esas empresas y dejar que quiebren; que seguir alimentando el monstruo.

    Hay que hacer que el miedo cambie de bando.

    • LACHO
      01/09/2018 at 9:48 AM

      Cristina Kirchner integró la Comisión Antilavado junto a Daniel Scioli, Elisa Carrió y Graciela Ocaña, Margarita Stolbizer entre otros, cuando la Cámara de Diputados la creó. Con ella se investigó, entre otras, una financiera como la de Aldo Ducler.
      Siempre se dijo que, Ducler, manejó la operación en la que el entonces gobernador Néstor Kirchner envió al exterior 590 millones de dólares correspondientes a regalías de la provincia de Santa Cruz. . El pasado siempre vuelve en esta Argentina con tantos espacios oscuros.
      Ducler nos remite a la recordada Comisión Antilavado creada en 2001, para investigar las maniobras de lavado de dinero a las que se vinculaban diversos bancos y financieras locales, que presidió Elisa Carrió. Esta y Cristina, muy mediáticas ambas, solían compartir paneles y, sin ser amigas (aunque sus asesoras lo desmientan), mantenían una relación fluida. Carrió junto al diputado mendocino Gustavo Gutiérrez fueron nexo con el Senado de Estados Unidos en esa investigación, para la cual enviaron ocho cajas con documentación clave. No cualquiera estaba habilitado para ese trabajo y Mario Negri y Raúl Baglini fueron los primeros en negarse. El cavallismo se resistía a integrar la comisión, a sabiendas de que el entonces ministro de Economía era uno de los objetivos de la investigación (empresas vinculadas a la Fundación Mediterránea figuraban en las listas de envíos de dinero al Federal Bank). Los sectores debían estar representados. Carlos Soria -que una década después sería asesinado por su esposa siendo gobernador de Río Negro- tenía la experiencia de haber presidido la Comisión Bicameral de Seguimiento de las Investigaciones de los Atentados y fue el hombre propuesto por el entonces gobernador bonaerense Carlos Ruckauf, y aceptado por Carrió, de buena relación con él. El rionegrino había participado también en la Comisión Investigadora del caso IBM-Banco Nación y en la Comisión Antimafia. La cordobesa Martha Alarcia presionó porque quería estar, pero Menem terció en contra y le dijo “Martha, vos no sos candidata a nada en las próximas elecciones, así que no vas a la comisión”. Fué Scioli. El mendocino Lafalla quedaba fuera por temor a que en la investigación surgieran datos sobre la privatización del Banco de Mendoza, en su gobernación. Cristina la integró a pesar de la denuncia de Ricardo Patterson de haber obstruido la investigación referida a transferencias de 5.900.000 dólares al exterior desde el Banco de Santa Cruz, cuando era estatal, a través de Mercado Abierto, la financiera de Aldo Ducler. Los resultados alcanzados por aquella comisión fueron decepcionantes. Desde el entorno de Cristina se ocuparon de responsabilizar a Carrió, con quien se distanció a partir de ahí definitivamente. Si una comisión que tenía diez miembros sacó cuatro informes distintos, es porque la conducción fue un desastre, dijeron. Carrió y la “hormiguita”, las dos viejas aliadas, separadas por unos años de Kirshnerismo tienen coincidencias: llenan de elogios a Vidal, critican el tarifazo y VALORAN las marchas atrás del Gobierno. Efecto residual de costumbres, todo se nubla para que nada se aclare. Pudo aclarar “la hormiguita”, el orígen de de las propiedades no declaradas?
      El interés de Kirchner porque Cristina integrara esa comisión, permitía inferir un final donde se arriesga que su objetivo fue el fracaso de la misma. Eso sí que resulta , lamentablemente, incomprobable. Tengamos memoria, y el miedo, cambiará de vereda. Nuestra patria lo exige. Vemos que los OCUPAS del congreso, mediáticamente, son temerarios personajes, pero después de sus palabras …NADA PRODUCEN.
      Pero podemos comenzar a pensar en que época, cada uno de los hoy enquistados succionador de nuestros impuestos, se iniciaron en abrir sus “mercaditos” para que cada pecador encontrado en los informes, comiencen a “pagar” sus pecados, con una “penitencia” mientras duren en el NEGOCIADO de la Obra Pública.

      • Orejano
        01/09/2018 at 12:04 PM

        Rescato de su comentario algunas palabras que me ayudan a ordenar las ideas: Diputados, senadores, empresarios de la obra pública, candidatos, elecciones, lavado. Con esas ya es suficiente.

        Veremos qué, se hable del problema que se hable, los sustantivos son los mismos, y los verbos también (lavar, construir), eso nos lleva a pensar que quizás lo que está mal es que sigamos alrededor de esos conceptos.

        Los “representantes” nacen en épocas en las que la comunicación y los traslados eran tareas titánicas, no excentas de “ruido” en la comunicación y de imposibilidades físicas para trasladarse una y otra vez para “consultar”, lo que podía ocasionar que las decisiones se tomaran varios meses o años. Entonces se designaban representantes plenipotenciarios que iban con una misión o recomendación.

        Hoy por hoy, ¿qué nos impide la democracia directa?, ¿qué impide hacer como en Suiza, donde los cantones votan trimestralmente sobre proyectos propuestos, sin intermediarios? No me van a decir que no hay tecnología para hacerlo, lo que no hay es voluntad, eso sí, de las dos partes. De los “representantes” que no quieren perder sus privilegios, y de los representados, que tendrían que ocuparse de sus asuntos en vez de tener a quién culpar.

        Las super estructuras, además de generar entropía en el sistema, sirven para que esos gusanos que se dedican a la política tengan más y más poder. La mayoría de los problemas reales se pueden administrar sin ministerios, secretarías y subsecretarías duplicadas entre nación y provincia, y algunas hasta triplicadas con los municipios.

        Si hay determinados casos en los que es necesario formalizar reuniones personales, se eligen representantes y se les da un viático por el tiempo que insuma la tarea y listo. ¿quieren bajar el gasto público?, bajen el gasto improductivo.

        La democracia no es parlamentarismo representativo, Gran Bretaña tuvo parlamentarismo mucho antes de que aquí se hablara de Democracia, y nunca siquiera insinuaron que eso fuera parecido al “gobierno del pueblo”. Resulta que ahora cuestionar el sistema de poderes es casi un delito, pero nadie piensa en para qué nos ha servido todo eso.

        Obviamente con éstos cambios algunos miles de personas quedarán sin empleos muy bien remunerados, son los que vivieron por décadas de gente con empleos mal remunerados a la que han esquilmado a impuestos. Vaya por tantos años de bonanza, ahora les toca trabajar. Lo bueno es que ellos también pasarían a pagar pocos impuestos, porque al no tener que mantener parásitos de su estilo, podríamos bajar las cargas impositivas.

        Se que las urgencias en éstos países son lo que se ve y de lo que se habla, pero si no empezamos a pensar en lo importante, siempre veremos “lo urgente”; que básicamente son los problemas que crean los políticos y después nos dicen como los van a solucionar.

        Agregado a éstos cambios debe haber uno fundamental, se debe establecer claramente y sin dudas en la constitución que ningún gobierno, ni siquiera municipal, tiene autoridad para endeudarse en nuestro nombre. Las deudas se autorizan por votación popular, y el que le quiera prestar al presidente, sin un plebiscito que lo habilite, despúes que lo extradite si quiere cobrarle, PERO A ÉL, nosotros no tenemos nada que ver.

        • LACHO
          01/09/2018 at 4:56 PM

          Para que nuestros jueces y fiscales, tengan mucha memoria:

          • LACHO
            01/09/2018 at 4:59 PM

            Mas claro .,. solo con lavandina-

  2. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:09 AM

  3. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:11 AM

  4. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:13 AM

  5. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:15 AM

  6. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:18 AM

  7. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:20 AM

  8. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:31 AM

  9. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:32 AM

  10. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:35 AM

  11. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:38 AM

  12. POR UNA ECONOMIA POPULAR DE MERCADO
    01/09/2018 at 10:39 AM

  13. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:41 AM

  14. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:44 AM

  15. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:47 AM

  16. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 10:50 AM

  17. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 1:18 PM

  18. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 1:21 PM

  19. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 1:23 PM

  20. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 1:24 PM

  21. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 1:25 PM

  22. LUDWIG HEINRICH EDLER VON MISES
    01/09/2018 at 1:28 PM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *